“Amantes liberados”, parte 2 del capítulo 6, “Al final”

Ojo que vienen curvas. Aquí tenemos el combate serio de verdad, donde confluyen todas las facciones y se arma la gran traca^^; Advertencia: éste es un fic calificado de MA (Adulto Maduro) no sólo por el sexo gráfico entre machos sino por el lenguaje y el alto grado de violencia explícita. Esto último se aplica sobretodo a esta parte. Como con el sexo, cada cual tenemos nuestra propia escala para medir cuándo una escena de violencia es divertida, cuándo es soportable teniendo en cuenta lo que se nos quiere explicar y cuándo supera nuestra resistencia. Es posible que esta parte sobrepase el umbral de tolerancia de alguna de vosotras, así que dejad que intente explicarme por qué tanto gore.

No he vivido ninguna guerra (por suerte), pero sólo hay que ver los informativos diarios de televisión y leer los testimonios de supervivientes en los periódicos, o hablar con alguno de ellos, para darse cuenta de que no es épica, ni heroica ni lleva musiquita de Carmina Burana. Es brutal, sucia, espantosa, angustiosa, destructiva e impensable de glorificar o tomar a la ligera. Afecta no sólo física sino también psicológicamente a los implicados, en el sentido de que modela su visión del mundo y de las relaciones. En la medida de mis pobres capacidades, he intentado transmitir todo eso con esta parte. Por supuesto, no soy Arturo Pérez-Reverte *reverencia*, así que no llego a su habilidad para meter al lector en la piel de un soldado. Segurísimo que hay alguna manera de hacerlo más corta y menos explícita, con más elipsis, pero, de nuevo, yo no sé^^; Así que ésta es la mejor forma que he encontrado, describiendo con detalle lo que los chicos y los Hermanos ven, hacen y sienten. ¡Espero que me disculpéis si resulta horrible o pesado, prometo que éste es el último capítulo del fic que contiene escenas de combate! Pero tened en mente que lo que aquí ocurre justificará o explicará una escena muy, muy, muy importante del último capítulo de la historia.

Por otra parte, para enfrentar a los chicos contra Lash, tenía que saber qué es capaz de hacer éste. Es decir, es un semidiós, por tanto tiene poderes especiales. Conocemos algunos de ellos por los libros, pero se me quedaban cortos para describir cómo se las puede batir en combate cuerpo a cuerpo. Tampoco tenemos fichas concretas de las habilidades de cada vampiro. Personalmente, creo que cada uno de ellos ha de ser distinto, ¿no? No todos pueden tener la misma fuerza, rapidez o reflejos, aunque compartan cierta similitud genética. Así que, para poder manejar el combate, cree las “fichas” de los chicos y de Lash basándome en los poderes especiales que aparecen en el juego de rol “Vampiro: la Mascarada”, del que soy jugadora asidua y fan total ;P Por si hay alguna otra jugadora, os dejo la descripción de los poderes asignados:

LASH: de Taumaturgia: Caldero de sangre (hierve la sangre de su objetivo) y Manos de Destrucción (Toque corrosivo y Atrofia= desecación de un miembro). De Obtenebración: Sudario de la muerte (crea una zona de densa sombra que apaga luces y amortigua sonidos) y Los brazos del abismo (crea tentáculos sombríos prensiles que pueden aplastar y romper huesos). De Extinción: La llamada de Dagon (ahoga a la víctima en su propia sangre). Además de bolas de fuego y Paso Etéreo, claro. Todos los poderes los usa en este combate.

BLAYLOCK: Auspex (sentidos híperaguzados) y Celeridad (rapidez inhumana).

QHUINN: Potencia (fuerza sobrehumana) y Fortaleza (gran capacidad de absorción y regeneración de daño).

XHEX: (Sympath): Dementación (capacidad de inflingir locura en otros y manipular sus emociones) y Dominación (implantar órdenes en otros).

JOHN: Presencia (capacidad de influir en la percepción de otros por el aire regio que desprende, aunque no la usa en este combate), Fortaleza (gran capacidad de absorción y regeneración de daño) y Telequinesis (facilidad para mover objetos).

Esta vez, además de fotos de los chicos, gentileza de la  familia Daganegralatina del juego de rol en Facebook, tenía que incluir una foto de cómo me imagino a José de la Cruz ¡Adoro a este hombre! Si alguien ha visto “Hill Street Blues” (“Canción triste de Hill Street”) o “NYPD” (“Policías de Nueva York”), reconocerá al actor. Ah, ¡¡no me matéis por el final!! ;P

 

CAPÍTULO 6. AL FINAL. PARTE 2

-Adoro esto. En serio.

En los viejos astilleros de Caldwell, Lash contempló a todos los pandilleros humanos latinos que habían vaciado sus cargadores en él –o a través de él- con los brazos abiertos y supurando humo negro, como un maldito ángel oscuro. Valía la pena haberse transformado en una momia despellejada/fantasma a tiempo parcial sólo por ver sus patéticas caras de “Oh, Dios santo” al darse cuenta de que las balas no le hacían ni cosquillas.

Y de que se había crujido, él solito, a los siete restrictores que habían mandado por delante.

Destripar humanos no formaba parte exactamente de su negociado pero, ahora que había limpiado aquella banda de no muertos, podía ser una buena idea. Barrería a los AKG de las calles y tendría a sus Bloods como la única banda de Caldwell, totalmente bajo su control. Bien, pues, siempre hay una primera vez para todo. Averiguaría qué se siente al rociar las paredes con la sangre de setenta pandilleros.

Sólo que entonces los muy desgraciados empezaron a correr como conejos en desbandada por los astilleros, dispersándose.

La puerta de entrada por tierra se abrió con estrépito, dejando entrar una auténtica riada de Bloods, todos humanos, luciendo pañuelos rojos, demás parafernalia de banda y armas como para tomarla Casa Blanca al asalto. Bien preparados para cazar a los latinos ellos solitos.

Lash estrechó los ojos, puteado hasta más allá del infinito. ¿Así que Jay-O se había pasado sus órdenes por el forro de los huevos y seguía encabezonado con su miserable guerra de bandas en vez de quedarse quietecito? Joder, en cuanto pusiera orden aquí pensaba cambiar de Primer Restrictor. Aquel negro que creía tener un cerebro dentro del cráneo ya le había tocado demasiado las bolas.

Giró sobre sí mismo, envuelto en los gritos y las ráfagas de los pandilleros de ambos bandos, decidiendo si primero mataba a los latinos o escarmentaba a los Bloods por meterse donde no les llamaban.

Entonces la vio.

La silueta esbelta de una hembra corriendo hacia el fondo de los astilleros, iluminada por los haces cruzados de las linternas de los pandilleros y los fogonazos de los tiros.

Xhex. Su zorra particular, el mejor coño que había catado nunca. La que estaba destinada a convertirse en su Primera Restrictora, en su fuente de alimentación y en su maldita compañera. La que le había dado una patada en el culo y lo había cambiado por un mudo defectuoso traumatizado por haber tenido una verga en el culo. La que le había hundido un cuchillo en el pecho condenándole a tres infernales meses en el jodido limbo.

Allí. Al alcance de su mano. La polla se le puso dura a pesar de estar en estado sombrío.

La cosa acababa de volverse personal. Desde ya. Los latinos y los Bloods podían sacarse las entrañas malditamente a gusto y pintar el suelo con ellas. Él acababa de ver a su presa más codiciada. Y esta vez nadie le privaría de tenerla.

Dio la espalda al combate entre los humanos para flotar con rapidez y en silencio entre las sombras hacia el final de la nave, a la parte más cercana al río. ¿Dónde mierda estaba esa puta? Los astilleros eran jodidamente enormes. Pasó de largo de los esqueletos de varias barcazas, de pilas de planchas de metal tras la cual se parapetaban los humanos para su estúpida guerra…

Oh, esto se acababa de convertir en el jodido baile de fin de curso.

Xhex se dirigía corriendo directamente hacia una figura pelirroja que le resultaba pero que muy familiar. Blaylock.

Lash prácticamente se corrió encima de puro gusto anticipado. No sólo le echaría las zarpas encima a su agujero de mete-saca sino que se llevaría a Blaylock como botín. Ya estaba deseando ver la cara de su querido primito bisexual cuando se enterara.

Xhex y Blaylock trotaron juntos hacia el final de los astilleos, la hembra algo más adelantada, y Lash mandó a la mierda las precauciones. Se desmaterializó y tomó forma a un metro de Blay en el mismo instante en que otra figura salió corriendo desde la penumbra para situarse al lado del pelirrojo.

Reconoció a Qhuinn a la vez que la nave resonó con un fragor metálico ensordecedor, como si una chatarrería entera se estuviera derrumbando sobre su cabeza.

Todo fue tan rápido que Lash no tuvo ocasión ni de cagarse en sus muertos.

Desde el enrejado metálico del techo de los astilleros bajaron cuatro cadenas enormes, de remolque de camiones, que sostenían las cuatro esquinas de una jaula, hecha con vallas metálicas soldadas entre sí y dotada de techo.

Atrapándolo dentro. Junto con Qhuinn y Blaylock. Distinguió a Xhex fuera de la maldita cosa. Un foco se iluminó desde el techo de la puta jaula, enfocándoles a los tres, y Lash vio al maldito gusano de John Matthew acuclillado sobre la parte superior, aferrado a una cadena para no caerse.

-No me puedo creer que ni siquiera vosotros seáis tan estúpidos ¿Pensáis que me vais a encerrar dentro de esto?- abrió los brazos sombríos para abarcar la jaula cuadrada, de unos cuatro metros de lado.

Estaba a punto de desmaterializarse fuera para poder partirse el culo como la situación requería cuando John, en el techo de la jaula, hizo “clic” con algo.

Chispazos eléctricos brotaron de la parte superior, extendiéndose como capilares por toda la estructura metálica entre chasquidos amenazadores, creando una especie de nido electrificado… incluido el suelo. Una plancha de acero.

El primer impulso de Lash le costó perder la iniciativa más importante en todo combate: la del primer movimiento.

El suyo fue intentar descomponerse en moléculas para atravesar aquella estúpida prisión de metal electrificado… sólo para darse cuenta de que esos cuatro gilipollas acababan de descubrir la manera de crear un campo de confinamiento.

El primer movimiento de Qhuinn y Blaylock fue hundir sus dagas en su forma etérea. Impregnadas de electricidad.

Mientras gritaba como un demente, con sus células forzadas a asumir su putrefacta forma corpórea, Lash admitió para sí que esta vez le habían jodido bien.

Pero pensaba llevarse al Dhund a aquel par de descastados miserables aunque fuera lo último que hiciera en toda su existencia.

Encerrado o no, era el maldito hijo de un dios.

OOO

Blaylock estuvo a punto de caer en el fatal error de creer que aquello sería más fácil de lo que habían previsto cuando hundió su daga en la forma sombría de Lash, junto con Qhuinn, y la forma negra parpadeó hasta encarnarse en el cuerpo despellejado y decrépito que había visto durante su encuentro en el Refugio. Una carga menos de electricidad por cada hoja. Gracias al cielo, o a Vishous, por los guantes y las botas protectoras.

Qhuinn le dio la vuelta a la daga en su mano derecha, aferrando la Taser con la izquierda, igual que él. Fuera de la jaula, John saltó desde el techo al suelo y Xhex recogió una de las ballestas que habían dejado preparadas, acomodándosela contra el hombro. Si Lash presentaba un tiro limpio, la hembra o John, cuando pudiera recoger la suya, se encargarían de asaetearlo con sus virotes eléctricos.

Blay no podía ver nada del combate a gran escala que se estaba desarrollando en los astilleros, de momento en la parte más cercana a la salida a tierra. Por lo que Butch les había dicho por los transmisores, allí se habían juntado las dos bandas humanas dispuestas a sacarse los ojos. Ningún problema, siempre que el combate no avanzara hasta donde estaban ellos, bien iluminados por el foco sobre la jaula, y acabaran comiéndose una bala perdida. La complicación real era que la poli estaría acordonando los astilleros en menos de diez minutos.

Tenían ese tiempo para servir a Lash al Omega en bandeja de plata y, por el momento, su plan funcionaba de puta madre.

Lash no podía escapar. Y aquellas dos puñaladas electrificadas le habían forzado a revertir a su forma material. Que sangraba podredumbre negra por el abdomen y la espalda. Matable. Blay se movió en sintonía con Qhuinn, medio agachado, rodeando a Lash en busca del siguiente movimiento. Entonces Lash sonrió. Una mueca cadavérica espantosa en aquel marco de músculos al descubierto, luciendo colmillos blancos.

-Gilipollas…- murmuró.

Negros zarcillos humeantes brotaron de su cuerpo, reptando con rapidez hasta crear una densa niebla de pura oscuridad que se dispersó por la jaula como gas. Sofocó la luz del foco, les robó la visión de Xhex y John afuera y también de ellos mismos, ahogándolos en un sudario de tinieblas gélidas. Blay cambió el peso de un pie a otro, nervioso, y prácticamente no escuchó el sonido de su bota contra el suelo. El coro de tiros del combate entre las bandas también le llegaba amortiguado.

Puede que Lash no pudiera desmaterializarse. Pero eso no quería decir que pudieran verle. O que sus amigos fuera de la jaula pudieran distinguirle.

El corazón le latió en las sienes y la boca se le quedó reseca. Moverse. Debía moverse. Lash conocía cual era su posición, si se quedaba quieto le mataría sin más. Aferrando las armas, dios dos pasos hacia atrás, con la niebla oscura y pegajosa enredándose en sus piernas.

Apretando.

Soltó un grito desgarrado cuando algo se enrolló en torno a su pierna izquierda, constriñendo hasta crujirle los huesos, triturándoselos. Blay sintió con todo detalle cuando su tibia se quebró, perforándole los músculos y asomando por la carne. La vista se le nubló de puro tormento, cayó al suelo de metal y la electricidad que fluía por allí entró en su cuerpo por su culo y sus extremidades, uniéndose a la agonía con una sacudida. La corriente de la batería de coche conectada a la trampa era baja, pensada para impedir la huida, no para matar, pero aún así le erizó la piel, el pelo y sobrecargó sus terminaciones nerviosas.

-¡BLAY!

Qhuinn gritó a poca distancia y él quiso advertirle que cerrara la boca y se olvidara de él, que revelaría su posición…

Demasiado tarde.

Un ramalazo de fuego rasgó la mortaja de niebla negra lo bastante como para permitirle apreciar, durante un instante, la figura descarnada de Lash de pie a un metro por delante, con la mano extendida, y a Qhuinn con los ojos desorbitados. La bola de fuego, del tamaño de un melón pequeño, impactó directamente contra el pecho de su macho, enviándolo de espaldas contra el suelo electrificado.

Blay se obligó a dos cosas. Una, a recordar que la placa cerámica del chaleco antibalas que les protegía era ignífuga. Y dos, a aprovechar el momento antes de que el dolor de la pierna le arrancara la conciencia. Si se dejaban llevar por la preocupación por su pareja, Lash sacaría ventaja y los dos morirían. Allí no eran dos machos vinculados, eran soldados. Jodiera lo que jodiera.

Apoyó la punta de la daga en el suelo con la mano derecha, haciéndola servir de muleta para incorporarse cargando el peso sobre la pierna sana doblada y con la otra apuntóla Taserdirectamente contra el zarcillo de oscuridad enrollado en torno a su pierna izquierda. Disparó.

El tentáculo se disipó al momento, liberándole la pierna destrozada. Blay se atravesó el labio con los colmillos cuando el ramalazo de agonía por sus huesos rotos casi le provocó un fundido en negro.

-Pero bueno, pero bueno… qué enternecedor.- la voz metálica de Lash vibraba en la maldita niebla, sin que pudiera acabar de situarle, aunque le pareció que se movía hacia un lado-. Quién habría dicho que te encariñarías tanto con el culo pelirrojo, primo. ¿Le metes la lengua en el agujero antes de follarle, mmmm? Dios, sois completamente asquerosos.

-¡QHUINN, A MI ESPALDA!- Blay gritó lo más alto que pudo, con la esperanza de que su macho le oyera en la negrura distorsionadora. Porque él no podía moverse del puto sitio y temblaba de pies a cabeza.

-¿Ahí te gusta tenerle, maricón de mierda? ¿Gimes como una niña cuando te la mete, levantando el culo como una perra en celo?

Lash se movía a su alrededor, eso era seguro, pero Blay no estaba en condiciones de atacarle si no era en distancia de quemarropa. Los huesos astillados de su pierna estaban al aire libre y se desangraba con rapidez. Qhuinn tenía que encargarse de hacer bailar a Lash, él era más fuerte y más resistente. Pero Blay tenía algo de lo que Qhuinn carecía: paciencia y sentidos agudos. Tragó saliva por la garganta seca y cogió aire para poder hablar.

-A mi me folla mi maldita pareja, ¿qué tienes , Lash? Dios, mírate, eres pura basura.- el sudor le resbaló por las sienes y la cadera le dio punzadas del esfuerzo de mantenerse en pie cargando el peso sobre una sola pierna-. Tienes que encerrar a hembras… para poder joderlas… Nadie se acercaría a ti… Eres un paria despreciado por todos… estás por debajo de lo que fue Qhuinn.

La Virgen quisiera que su macho entendiera que esas palabras sólo buscaban pinchar a Lash.

Algo grande y duro chocó contra su espalda mientras hablaba. Qhuinn.

-Pues a Ahna le encantaba que la follara.- el imbécil dio donde a Blay le dolía-. Gemía como la zorrita que era. La encontrasteis, ¿verdad? Joder, me encantó obligarla a que me chupara la polla, no parecía importarle que la piel se me caiga a tiras.- Lash se estaba acercando-. Y a Xhex también le gustaba que se la metiera por el culo, ¡¿VERDAD CARIÑO?!- gritó.

Ahí fue cuando él cerró los ojos.

-¿Blay? ¿Qué tienes en mente?- susurró Qhuinn a su espalda.

-Confía en mí. Prepárate.

Concentración… concentración. Tal como les enseñaron en sus clases, eliminó todo lo que no era Lash. El dolor de la pierna, los temblores de su cuerpo, incluso Qhuinn contra su espalda… Busca, busca, busca… Lash ocupaba un espacio físico, ya no era más un fantasma, así que podía detectar su presencia si se concentraba, Blay siempre había sido el mejor de la clase en lucha a ciegas.

-¡Jodes de puta pena, Lash! Apuesto a que la polla se te queda floja si no atas a alguien, maldito impotente. ¿Se te ha caído ya el capullo, puto leproso?

La voz de Xhex desde fuera de la jaula, incluso amortiguada por la niebla oscura, debió llegarle alta y clara a Lash, dando en el blanco en su único punto débil: el orgullo. Siseó entre dientes y eso fue lo último que Blay necesitó para localizarle. Estaba a dos pasos delante de Qhuinn.

-¡A las doce en punto!

Sintió que su macho se despegaba de su espalda, arrojándose como una bala hacia delante, en la dirección que le había indicado.

Tocado.

El gruñido de Lash acompañado de un par de chispazos fue música celestial. Blaylock se forzó a girarse en la dirección del sonido para ver si Qhuinn le había metido la daga por el…

Mierda. Santa.

Qhuinn y Lash estaban enredados en un abrazo letal. La daga electrificada de Qhuinn se hundía profundamente en el abdomen podrido de su primo y las culebrillas eléctricas que recorrían a Lash decían que también le había descargado la Taser en las tripas. Brotaba sangre negra por las comisuras de la raja que Lash tenía por boca. Pero aquel hijo de puta no se había dejado pillar del todo por sorpresa.

La mano derecha de Lash ceñía la garganta de Qhuinn, obligándole a inclinar la cabeza hacia atrás. La otra aferraba la muñeca de la mano con que sostenía la daga. Lash acercó la cara a la de su macho, mostrándole los colmillos teñidos de sangre negra.

-Te tengo, imbécil.

Algo le hizo a Qhuinn, algún truco de magia negra del Dhund, porque el cuerpo de su macho empezó a sacudirse entre gritos agónicos. Blay no tenía ángulo para saber qué coño era, pero sí para distinguir lo que Lash le estaba haciendo a la mano derecha de Qhuinn: la piel se arrugó, plegándose sobre sí misma como un pergamino desecado al sol, encogiéndose hasta los huesos.

En ese momento, Blaylock dejó de sentir la pierna destrozada. Con o sin ella llegaría hasta Lash. Con o sin ella le hundiría la daga en su pecho vacío.

Fue también entonces cuando cayó en la cuenta de dos detalles.

La punta del virote electrificado de una ballesta acababa de asomar, bien empapado en sangre oleosa, por el centro del pecho de Lash.

Y podía ver todos esos detalles porque la niebla se estaba disipando.

OOO

Al otro lado del Hudson, en el interior del túnel ferroviario, bajo los talleres de reparación, Vishous se hizo cargo de lo jodida que era su situación en sólo tres segundos.

En cuanto Lash se largó, las cosas sucedieron, más o menos, tal como los Hermanos esperaban: aprovechando que les tenían en un puto túnel, los diecisiete restrictores Bloods se volvieron contra ellos.

Hasta ahí, ningún problema. Ya contaban con que los negros no creerían su promesa de dejarles en paz e intentarían eliminarles. De hecho, es lo que Hermandad misma pensaba hacer con los no muertos, para lo cual venían bien provistos de armas pensadas para combate masivo en una red de túneles.

Pero no habían previsto tres cosas.

Una: la puerta metálica que cerró la conexión de la cola de maniobras con el resto de la red de túneles con un estrépito infernal, atrapándoles a todos en una ratonera.

Dos: las dos nuevas granadas aturdidoras que hicieron explotar los Bloods emitieron un estallido de ultrasonidos que les rompió los tímpanos.

Y la tercera: al menos él se sentía como si tuviera la mayor resaca de su vida.

Lo único que evitó que les mataran cosidos a tiros de semiautomáticas tras el estallido sónico fue que todos llevaban una granada de fósforo blanco en la mano. Una opción arriesgada cuando luchabas en un puto túnel que se te podía desmoronar sobre la cabeza pero, eh, la inferioridad numérica te pone en situaciones desesperadas. Además, las granadas las había retocado él, basándose en las M14 incendiarias estándar y tenían un radio de acción letal de sólo cinco metros, para que únicamente los enemigos se comieran el agente químico.

El fósforo blanco era una auténtica delicia para convertir a tus oponentes en antorchas. Prendía al contacto con el oxígeno, pegándose a la piel de las víctimas y ardiendo durante cuarenta segundos, más que suficientes para dejar los huesos al descubierto, o hasta que se extinguiera el oxígeno de la zona. Además, y por eso Vishous había escogido las M14, creaban una densa cortina de humo blanco, ideal para obstaculizar la visión a los restrictores. Los vampiros, en cambio, seguían pudiendo guiarse por el olfato para localizar a los no muertos.

V fue capaz de arrojar su granada contra los dos imbéciles que habían hecho la comedia de chicos de acción ante Lash, en el andén de enfrente. Tuvo la satisfacción de verles envueltos en llamas de fuego químico. Dos fuera de combate. Su sentido de alerta le permitió distinguir las otras dos granadas estallando, una al final del túnel, seguramente arrojada por Phury, y otra algo más cercana, en la posición de Z. No pudo calcular cuántos no muertos se fueron al infierno además de los dos suyos en esos primeros segundos de combate.

Luego sus tímpanos habían reventado por la explosión de ultrasonidos de las granadas de los Bloods. Vishous aulló, cayó al suelo y de allí resbaló a la vía, de morros, rompiéndose el pómulo. La caída le salvó la vida cuando dos ráfagas de semiautomáticas confluyeron en el nicho donde se había estado ocultando, pero le dejó a los pies de un restrictor bien armado.

Una bala del 40 le perforó el hombro izquierdo por la espalda y la otra se estrelló contra su chaleco antibalas, magullándole las vértebras. El restrictor no le voló la tapa de los sesos sólo porque su caída a la vía debió haberle pillado por sorpresa.

Gritó, pero con los tímpanos agujereados no escuchó su voz. El instinto le llevó a rodar por los travesaños, destrozándose el cuerpo. A la luz de los restrictores que ardían envueltos en fósforo, distinguió al que le acababa de disparar, de pie en las vías. Tenía los brazos bien extendidos hacia él y un arma en cada mano. Esta vez no iba a fallar el tiro. Desde el suelo, V levantóla Glocky le vació medio cargador en la cabeza.

Fogonazo de pólvora. Fogonazo. Fogonazo. Fogonazo. Sin sonido.

Regenera eso, hijo de Satanás. Otro fuera de combate. Tres en su cuenta.

El líder, tenía que matar al líder.

Desde su posición, agazapado en las vías, barrió la escena de combate de un vistazo rápido, al menos la parte cercana a la puerta antiincendios, que era donde se encontraba. La densa humareda blanca ocultaba lo que ocurría en el andén derecho, pero sabía que ahí debían estar Jay-O y al menos otro restrictor. En el andén izquierdo recordaba… recordaba…

La vista se le puso borrosa y un dolor agudo le traspasó el corazón.

Jadeando, reptó por las vías, en el silencio irreal del combate, para ponerse a cubierto bajo el alero del andén derecho. ¿Tan grave era la herida en el hombro? Sí, pero tendría que joderse. ¿Qué es lo que intentaba recordar?

Levantó la vista. Que en el andén izquierdo había otro no muerto cerca de la luz de emergencia. Justamente, el negro que le estaba encañonando con el subfusil en ese preciso momento. A V le tembló la mano derecha cuando alzó su Glock….

Pero el no muerto no llegó a dispararle. En su lugar, volvió la cabeza hacia el fondo de la cola de maniobras, con la mandíbula desencajada. El túnel entero se iluminó en otro estallido blanco que Vishous conocía muy bien. No necesitaba de su oído para saber que Smaug el Dorado, o la versión dragonil de Rhage, acababa de salir a saludar. Bendito fuera su Hermano por aquella maldición.

Le dio los segundos de distracción necesarios para vaciar la otra mitad del cargador en la cabeza del hijoputa del andén izquierdo. Al menos, eso es lo que pretendía. Era lo único que les dejaba KO durante un rato antes de que se alzaran de nuevo. Pero varias de las balas no dieron en el blanco.

El sudor le cayó sobre los ojos y la nariz cuando le falló la respiración. A cada inhalación corta y estrangulada parecía que le robaran aire en vez de entrar algo a sus pulmones.

A cubierto… a cubierto… Ponte a cubierto para recargar mientras el Dragón se cruje a los malos y abre la puta puerta a garrazos.

Entonces ocurrió lo inimaginable.

A la escasa luz anaranjada, vio que el Dragón tomaba aire con su inmenso pecho… abría la boca, preparado para soltar su aliento de fuego sobre los no muertos… y no salió nada. Sólo una pequeña llama que se extinguió al segundo entre volutas de humo.

La gran bestia serpenteó el cuello, arañó las vías con sus garras.

Y se desplomó.

OOO

En los astilleros, pegado a los barrotes de la jaula, por la parte exterior, John Matthew se había tenido que tragar su frustración cuando aquella niebla negra ocultó la visión del interior, dejándole sin rango de tiro. Escuchando las obscenidades de aquel maldito cadáver andante. Sobre cómo violó a su shellan. Durante dos semanas.

La mano de Xhex entorno a su brazo, apretándole hasta hacerle daño, fue lo que le mantuvo con la cabeza sobre los hombros en vez de perder totalmente la sesera y arruinar la trampa con alguna estupidez inútil. La hembra meneó la cabeza y respondió a Lash con más de su propio veneno, manteniendo todo aquello en el terreno de la venganza personal, lo único que podía conseguir que cometiera errores. A pesar de conseguir mantener un cierto control, a él le chirrió todo el cuerpo del esfuerzo por mantenerse en posición, de pie con la ballesta apuntando a la jaula para cuando se presentara la ocasión de ayudar a sus amigos.

John cosechó los frutos de su paciencia sólo segundos después. Por algún milagro, la porquería negra perdió densidad y pudo distinguir a Lash en el globo de oscuridad, mano a mano con Qhuinn.

Le disparó con un grito silencioso, acertándole en pleno pecho. Por desgracia, sin atravesarle el hueco donde faltaba el corazón.

También por desgracia, Xhex gritó de dolor a su lado.

John se volvió hacia ella al segundo, con la ballesta aún en las manos, pero su hembra tiró de él hacia el suelo. La sangre empezaba a resbalar por su brazo derecho de una herida de bala.

¿Qué?

Miró en derredor. Las ráfagas de semiautomáticas alternadas con los disparos de revólver y pistolas se mezclaban con los gruñidos de los pandilleros apuñalándose en el suelo. El combate de los humanos se les estaba acercando, lo bastante como para que una bala perdida hubiera alcanzado a su hembra. Xhex le sacudió del brazo para que la mirara.

-Quédate mi ballesta. Cúbreles.- señaló con la barbilla a la jaula envuelta en tinieblas-. Mantendré a los humanos a distancia.

Estaba a punto de gesticular un “¡Estás herida!”, cuando ella le arrojó la ballesta, ocupándole la mano que le quedaba libre. Xhex sacó sus MR Eagle del 40 y corrió hacia los pandilleros. John juró entre dientes. Vishous había montado la jaula justo entre los rieles metálicos que servían para botar los barcos una vez construidos porque era el único sitio donde cabía. Desgraciadamente, estaba a plena vista, en línea recta de cualquier tiro. Si el combate se acercaba más, sus amigos podían morir por el fuego cruzado en vez de por Lash, así que no quedaba más huevos; uno de ellos debía evitarlo. Y Xhex era capaz de crear un caos mayor que él entre las filas humanas.

Aún así, John maldijo para sus adentros mientras se incorporaba, apuntando a la jaula con la ballesta de Xhex, sin tiempo para recargar otro virote en la suya.

Convertirse en un maldito adulto responsable también en el combate dolía más que una puñalada en el estómago.

OOO

Dentro de la jaula, Lash maldijo a su divino padre con toda la intención de que llegara a sus augustos oídos y le diera un cólico. O lo que fuera.

El muy cerdo de mierda nunca le había avisado de que la electricidad, la triste imitación del relámpago anatema de la Virgen Escribana, mataba. Porque eso era lo que le estaba ocurriendo. Si lo de Ahna había dolido y le había debilitado, lo que le estaban haciendo esos dos perros miserables era agonía destilada de noventa grados.

No podía salir de la jaula. No podía si quiera desmaterializarse de una esquina a la otra. Tampoco volverse etéreo. Sangraba como un vulgar mortal por las dos puñaladas en el abdomen y la de la espalda. Alguien acababa de meterle un virote metálico electrificado de casi medio metro por el esternón. Los Hermanos debían estar matando a los restrictores que había engendrado porque los golpes de toda su energía volviendo a sus venas le estaban machacando. La niebla que le servía de única cobertura se disipaba lentamente sin remedio porque su poder para mantenerla disminuía.

Lash saboreó el miedo. Tenía un regusto de amargura salpimentado con derrota que no era apto para su paladar triunfador. Los débiles pierden, los fuertes como él no.

Qhuinn iba a morir. Ahora que tenía bien sujeto al hijoputa que lo empezó todo al degollarle, no pensaba soltarle hasta que supiera lo que era morir. Lash se alejó de las paredes metálicas de la jaula, internándose en la parte más densa de la bruma para evitar ser un blanco fácil desde fuera, y acercó los colmillos al rostro de Qhuinn.

-¿Qué se siente cuando te desangras, primo? ¿Te gusta? ¿Sientes cómo se rompen tus capilares, cómo se te escapa la vida?- incluso en la oscuridad, vio cómo resbalaba sangre por las comisuras de esa boca con piercing, una muestra de la hemorragia interna masiva que le estaba causando con su poder-. Oh, ¿y qué tal tu brazo? ¿Qué se siente cuando te transformas en un maldito cadáver y…?

No terminó la frase.

Sólo tuvo la satisfacción de escuchar el clonc-clonc cuando a Qhuinn, perdidas las fuerzas, le resbalaron de las manos la Taser y su daga, rodando por el suelo lejos de él. Después, un cuchillo de dolor eléctrico se hundió en su columna vertebral por detrás, justo por debajo de donde se hincaba el venablo de la ballesta.

No llegó a seccionarle la médula espinal. Pero le destrozó el sistema nervioso cuando las ráfagas de la descarga corrieron desde ella a todos los rincones de su cuerpo. Soltó a Qhuinn de golpe, llevándose las manos hacia atrás mientras aullaba hacia el techo, retorciéndose.

Blaylock

OOO

En el túnel de reparación, tras la espectacular aparición del Dragón y su frustrado cono de fuego, hubo un par de segundos de pausa en la oscuridad que Vishous aprovechó para intentar meter aire en sus pulmones. Hasta que la penumbra volvió a ser perforada por los relámpagos de las balas que escupían las armas de todos los restrictores enfocadas al gran cuerpo escamoso, derrumbado entre los raíles.

Su Hermano Rhage. A quien esperaban en casa una shellan y una hija. El Dragón desplomado se sacudió con los impactos, como atravesado a lanzadas.

A la luz pulsátil de los tiros vislumbró a Zsadist, también en las vías, a medio camino entre el Dragón y él. Al lado del Hermano yacía el cuerpo inerte de un no muerto. Z vomitaba sobre los rieles, apoyado en manos y rodillas mientras se tambaleaba, chorreando sangre igual que una bestia sacrificada.

Ni asomo de Phury.

Vishous sacó fuerzas de donde no tenía. Soltó la Glock con el cargador vacío y sacó la otra arma. Se obligó a mover el brazo izquierdo destrozado por el tiro para poder sacar una daga negra de su arnés, desgarrándose los músculos en el proceso y mordiéndose los colmillos para no gritar.

Justo sobre el andén bajo el que se parapetaba estaban… estaban… El mundo le dio dos vueltas y el dolor en el pecho se acentuó. La vista se le puso borrosa. El chaleco… el chaleco le estaba ahogando…

Céntrate… Céntrate, cabrón, si quieres volver a ver a Butch, CÉNTRATE.

Justo sobre el andén bajo el que se parapetaba estaban… Jay-O y otro restrictor.

Apretó las mandíbulas y el dolor del pómulo fracturado le sirvió como acicate para coordinar su cuerpo unos segundos más. Se puso en pie, salió de bajo el alero y apuntó con ambas armas al andén, disparando a bulto.

Acertó a un no muerto de pleno y esperó que fuera en la cabeza. Pero con Jay-O no tuvo tanta suerte. Mucho más rápido de reflejos que él, el jefazo de los Bloods rodó por el andén y saltó a la vía.

Por el rabillo del ojo, V registró otro puto detalle importante. Los dos que había pillado con la granada de fósforo ya no ardían. Eran dos bultos desplomados en el andén, pero sin fuego blanco. Ni humo.

Entonces, mientras Jay-O se ponía de pie en las vías, con un MP5 en la mano encañonándole y a él la vista se le volvía a cubrir de niebla, entendió lo que ocurría.

El fósforo blanco se había extinguido tan rápido porque necesitaba oxígeno para combustionar.

El Dragón no había podido lanzar su aliento flamígero porque precisaba oxígeno para que el gas de su estómago prendiera al brotar por su boca.

Y no había oxígeno en aquel túnel cerrado herméticamente porque les estaban asfixiando.

La ráfaga de tres balas9 milímetrosdel subfusil de Jay-O, disparada a bocajarro, le levantó de los pies y le estrelló de nuevo contra los raíles. Las costillas que se rompió o se luxó eran lo de menos. Igual que el hecho de que el chaleco hubiera parado lo peor del daño de esa ráfaga del MP5, aunque seguramente tendría derrames internos. Jay-O podía sentarse en las vías y sonreír sin mover un dedo.

Vishous iba a morir igualmente. Por intoxicación de monóxido de carbono, igual que Zsadist, Rhage y Phury. El túnel era una tumba porque los restrictores no respiraban. Butch y él no morirían juntos, como había soñado tiempo atrás, en algún momento cuando el puto irlandés se pasara aspirando restrictores y él se quedara seco limpiándole. Esa sería una buena muerte, pero se había equivocado con su visión.

Eso fue lo que animó su último aliento. Mientras Jay-O se acercaba con pasos tranquilos hacia él, dispuesto a darle el tiro de gracia, Vishous, tumbado de espaldas sobre las vías, dejó caer su segunda Glock. Levantó la mano derecha con temblores, jadeando en boqueadas débiles de recién nacido, y se quitó el guante con los dientes, sin soltar la daga de la izquierda.

Él nunca se equivocaba. Moriría con Butch.

O no moriría.

OOO

Fallo.

Blay había fallado en el movimiento donde se había jugado el todo por el todo.

En un arranque de energía salida de la simple desesperación al ver a Qhuinn muriéndose entre las garras de Lash, había aferrado bien su daga, apretado los dientes, y se había lanzado contra donde su percepción le decía que se ocultaba aquella plaga para el mundo para clavarle la daga electrificada en la espalda.

Tres pasos. Sólo habían sido tres pasos pero uno de ellos apoyándose en la pierna destrozada. El “crac” de sus propios huesos le acompañaría en sus pesadillas… si vivía. El horrible dolor le hizo perder impulso en el último paso y sólo consiguió hundir la daga en la columna vertebral de Lash, en vez de encontrar el hueco entre las costillas hasta el agujero de su corazón inexistente. Hiriéndole pero no matándole.

Ahora él moriría.

Lash se giró y Blay aferró su daga con ambas manos cuando el movimiento la desenterró del cuerpo podrido, desesperado por no perderla. Un venablo de ballesta sobresalía del pecho del maldito engendro… John o Xhex le habían acertado. Sangraba aceite negro por varias heridas y, en su delirio, a Blay le pareció el icono de algún santo impío. Parpadeó cuando la visión se le desenfocó y cayó de nuevo al suelo de espaldas, entre gritos de dolor.

-¡HIJO DE PERRA!

Lash escupió sangre negra por la boca al gritarle, manchándose los prístinos colmillos. Blay creyó ver que se untaba las palmas de las manos en su propia sangre. Algo debió hacer, alguna mierda de magia negra, porque esos tiznajos negros sisearon y humearon.

No pudo hacer nada para evitar que Lash le agarrara por la garganta, levantándole del suelo como a un pollito. En cuanto la mano ensangrentada le tocó la piel, Blaylock chilló, en un alarido agudo y continuo. La sangre negra era ácido. Quemaba la piel, los tejidos y los músculos, dejándole sin aire.

-Vas a dejar de ser el niño bonito, maricón de mierda.

Blay no vio la expresión de Lash cuando éste le amenazó porque lo siguiente fue la otra mano ensangrentada de aquel engendro directamente en su cara. Abrasándole la carne, el ojo, parte de la boca y de la mandíbula.

Incluso mientras gritaba, intentó alcanzar el pecho de Lash con su daga.

Sólo le hizo un arañazo, desperdiciando una carga de electricidad.

OOO

Qhuinn sabía que agonizaba. Tan claro como si le hubieran entregado su certificado de defunción.

La mano derecha la tenía inservible hasta el codo, reseca y atrofiada como un cadáver embalsamado. Y por dentro se desangraba. Incluso aunque Lash le hubiera soltado, los daños que le había producido con su poder le matarían en poco rato por hemorragias internas. Qhuinn había sentido a la perfección la presión en sus órganos.

Pero no dejaría que insultara a Blay. Nadie menospreciaba a su macho.

El cuerpo le dio una sacudida de muñeca desmadejada cuando se puso en pie, tambaleándose hacia delante y hacia atrás. Goteó sangre de su nariz. De sus oídos. De sus ojos.

Blay chillaba. Chillaba. Chillaba. Chillaba en las garras de Lash, resonando en su cerebro, y él no tenía su arma.

Oyó un silbido. John.

Se volvió a tiempo de levantar la mano izquierda y aferrar por la empuñadura la daga que volaba por el aire hacia él. La vio perfectamente porque no quedaba rastro de niebla negra a su alrededor. El foco del techo de la jaula volvía a iluminarles. Lash se debilitaba. Al otro lado de los barrotes, John tenía una ballesta bien sujeta y el ceño fruncido. Bendita fuera su telequinesis. John señaló a Lash con una mano, hizo el gesto de acercarse y sacudió la ballesta.

Atráelo hacia las vallas y lo empalaré.

Qhuinn no respondió. Inhaló para coger impulso, tosió sangre y corrió directamente hacia Lash con la daga en la mano izquierda, con tanto ímpetu como pudo reunir.

La figura de pesadilla se giró al oírle, soltó la cara de Blay, manteniéndolo cogido de la garganta, y enfocó la palma hacia él.

Qhuinn se echó a un lado a tiempo de que la bola de fuego, más pequeña que la anterior, le carbonizara el brazo derecho ya desecado hasta el hueso. Por suerte, el impulso que llevaba le arrojó contra Lash antes de poder registrar el dolor.

La cuchilla electrificada mordió la carne putrefacta con ganas, hundiéndose hasta la cruz justo bajo las costillas. Qhuinn no se quedó ahí. Giró la muñeca y rajó músculos y tejidos en un corte transversal. Lash dejó caer a Blay al suelo para retroceder un par de pasos, desgarrándose aún más al sacarse la daga y sujetándose el abdomen para evitar que se le desparramaran los intestinos, como gusanos huyendo de una bolsa.

Entonces John cumplió su parte desde fuera de la jaula.

Un segundo venablo de ballesta atravesó limpiamente la garganta de Lash, iluminando su figura por un segundo en culebrillas eléctricas y dejando un agujero por donde brotaron borbotones de petróleo viscoso.

Qhuinn trató de enfocarle con la vista. Lo intentó.

Pero algo subía por su garganta en ese momento. Se dobló sobre sí  mismo y vomitó su propia sangre roja brillante sobre el suelo de metal. Luego cayó de rodillas, aún con la daga en la mano, y la pequeña carga eléctrica del suelo se combinó con la tortura de los huesos al aire libre de su brazo para ponerle la vista en negro.

Sin darle ocasión de ver la última maniobra suicida de Blaylock. Sólo le escuchó gritar, con la voz distorsionada.

-¡Q-QHUINN! ¡AHORA!

¿Tendría energía suficiente para seguir vivo sólo un maldito momento más?

Aunque no pudiera despedirse de Blay.

OOO

Vishous daba gracias por su maldita mano incendiaria por dos únicos motivos: mantenía a Butch con vida cada vez que inhalaba restrictores y le había permitido vengarse de los soldados de su padre que le castraron.

Ahora estaba a punto de averiguar si también podía salvarle la vida. O ganarle algo de tiempo.

Sólo podría mantener los ojos abiertos un par de segundos más. El monóxido de carbono se había unido a su considerable torrente sanguíneo y su corazón de seis válvulas impulsaba el veneno hasta su cerebro a toda velocidad, robando el lugar del oxígeno.

Las dos rendijas que consiguió abrir le permitieron distinguir unas botas de combate que se acercaban con precaución, unos pantalones de camuflaje y el cañón de un subfusil apuntándole. La boca negra del arma se le antojó un agujero preparado para sorberle la vida.

No iba a pasar. Él decidía cómo morir. Y escogía hacerlo con Butch, no tirado en un puto túnel ahogado como una rata.

Permaneció muy quieto mientras el Blood se acercaba, con la mano sin guante camuflada bajo su cuerpo.

No escuchó el clinc-clonc de la palanca del MP5 cuando Jay-O preparó la siguiente ráfaga, pero sí vio las botas del tipo a la altura de su cadera y la boca del subfusil levantándose un poco, apuntándole a la cabeza.

Vishous alzó un poco la mano derecha, aferró la bota de Jay-O y abrió las compuertas de su poder sin freno alguno. Su cuerpo entero prendió como una antorcha blanca abrasadora, transmitiéndose al restrictor y reduciendo su carne a pulpa sangrante que pasó del rojo al negro y después a la ceniza.

Los tímpanos perforados le robaron el placer de escucharle gritar, pero vio el subfusil cayendo al suelo junto con un montón de ropas, y la ceniza que antes fue Jason Ormond, líder de los Bloods y Primer Restrictor de Lash, llovió sobre su cara.

Por desgracia, liberar su poder también consumió su vida.

Los párpados se le cerraron solos y su mano resbaló al suelo, flácida. Quizás sí se equivocaba a veces. Quizás sí moriría en un túnel abandonado, rodeado de sus Hermanos pero sin el ser que más le importaba en todo el puto planeta.

Butch.

En el delirio de su lento desvanecer, Vishous creyó oler el aroma a miedo y lágrimas de su macho. Se aferró a esa sensación para que le acompañara en la muerte.

OOO

Derrumbado en el suelo de la jaula, sacudido por la electricidad, con los huesos fracturados de la pierna asomando por la carne, el rostro desfigurado por el ácido, un ojo cerrado y la garganta requemada, sangrando por dentro, Blay sólo tenía dos opciones.

Dejarse morir o luchar hasta el último aliento para que su muerte no fuera en vano.

Escogió la segunda, la única salida posible para un guerrero.

Faltaba tan poco… Dulce Virgen, faltaba tan poco para librar a la raza de Lash, para que sus padres durmieran tranquilos en su casa, para que cosas como lo de Martha y Ahna no volvieran a suceder, para que Qhuinn pudiera seguir respirando aunque él se fuera al Fade…

No fallaría. Maldita sea. No. Fallaría.

Retorció la cabeza desde el suelo, temblando con espasmos eléctricos. Luz, había luz…. Ya no más niebla negra. Lash, con las manos en el estómago y la sangre manando de su garganta, hincó ambas rodillas en el suelo a cámara lenta. Igual que un leño desplomándose.

A su altura.

Blaylock jadeó. Rápido. La cara desfigurada le arrancó varios gemidos. El mundo se desenfocó y él obligó a sus nervios oculares a seguir funcionando un poco más. Qhuinn estaba de cuclillas en el suelo, vomitando… sangre. Y John, fuera, recargaba una ballesta.

Todo dependía de él o todo se iba a la mierda.

Soltó la daga, porque necesitaba los dos brazos. Apoyó las manos protegidas por guantes en el suelo y cargó el peso sobre la rodilla sana. Goteó sangre de su cara destrozada. Levantó la cabeza, intentando situar a Lash con un solo ojo entreabierto. Dos pasos. Tenía que coger impulso para lanzarse sólo dos jodidos pasos.

Apretó los dientes hasta cortarse con los colmillos, tensó los músculos de la pierna buena, gimió al obligarlos a levantarle y gritó las últimas palabras que saldrían de su garganta abrasada.

-¡Q-QHUINN! ¡AHORA!

Después tuvo que apoyar de nuevo el peso sobre su pierna triturada para dar el penúltimo paso hacia Lash. El dolor le robó la visión, nublándole a aquella momia. Dio el siguiente paso y se lanzó, con los brazos por delante, contra donde sabía que estaba el maldito engendro, acuclillado de rodillas.

Impactó contra el cuerpo apestoso y descompuesto, derrumbando completamente a Lash contra el suelo y abrazándole con todas sus fuerzas para inmovilizarle los brazos pegados a los costados, con su propia cara contra su pecho.

Apresado. Para que Qhuinn y John acabaran el maldito trabajo. Aunque fuera a su costa.

-Hijjj-o… de… p-perra.- escuchó murmurar a Lash.

Blay creía que a aquel cadáver andante ya no le quedaban más trucos en la manga.

Se equivocó.

Lash no necesitaba tocarle con las manos para joderle vivo. Le bastaba con tocarle. Y Blay estaba apretado contra toda la extensión de su cuerpo desnudo.

Cuando la sangre empezó literalmente a hervirle en las venas, no pudo ni chillar. Su garganta no era capaz de emitir ningún sonido.

Blaylock perdió la conciencia derrumbado sobre Lash en un abrazo de muerte con sus órganos a punto de cocerse en el caldo de su sangre.

OOO

En condiciones normales, el trayecto en coche desde los viejos astilleros, en la orilla sur del Hudson, hasta los antiguos talleres de reparación ferroviarios, en el lado norte, tomaba trece minutos, según el GPS del Escalade.

Butch fue capaz de reducir la marca hasta los cinco.

Chirrió ruedas, se incorporó al Glenwood Bridge dando bandazos, chocó contra dos coches, rebasó los150 kilómetrospor hora, efectuó un giro prohibido para coger Second Avenue, circuló con dos ruedas sobre el bordillo de la mediana para adelantar a tres coches a la vez y aterrizó en Vespucius Street con un salto del jeep que le hizo morderse la lengua. Justo cuando, muy a los lejos, se vislumbraban las primeras luces azules de las unidades de Policía que volaban rumbo a los astilleros.

A pesar de pulverizar todos los récords de velocidad, no sabría si sería suficiente. Casi no sentía a Vishous.

-Vamos, vamos. Vamosvamosvamos…

No sabía a quién se lo decía. Al jeep, para que avanzara más rápido. A V para que aguantara, le ocurriera lo que le ocurriera, o a él mismo para no perder los jodidos putos nervios y mantener la estúpida cabeza fría porque eso sería lo que de verdad conseguiría salvar a su macho. Si lo lograba.

La mole de los antiguos talleres estaba en calma, a oscuras, sin nada que sugiriera la matanza que debía tener lugar bajo ellos. Butch tuvo que dar un volantazo para que el jeep girara, patinando entre la arena del solar, hacia la parte trasera de la nave. La puerta más cercana al acceso hacia el túnel se encontraba allí. Rodó por el descampado levantando cortinas de arenisca con las ruedas.

Los faros de xenon del Escalade iluminaron una vieja furgoneta aparcada con la parte trasera pegada a la pared de la nave. Registró brevemente la imagen de un negro de pie junto la furgoneta, volcando el contenido de un bidón en un embudo y de ahí al depósito del cacharro. Un restrictor.

Butch no se paró a pensar.

Aceleró, aferrando el volante con ambas manos hasta que los nudillos casi le rompieron la piel. Apretó las mandíbulas.

El tipo se giró hacia la mole negra del jeep que se le venía encima con la expresión de pánico más estúpida del mundo y el bidón en las manos. En el momento antes del impacto, Butch se inclinó hacia un lado para evitar que el airbag le explotara en los hocicos y se encomendó a Dios.

¡CRASH!

El choque le hizo rebotar contra el asiento, destrozándose las cervicales, empotró el frontal de acero del Escalade contra el lateral de la furgoneta, la desplazó cuatro metros de sitio, chocando contra otros coches aparcados, y dejó al Blood como una loncha de embutido entre dos rodajas de pan, aplastado por el radiador del jeep.

-Mier-da…

Butch abrió la puerta del jeep de un empujón, salió dando tumbos, dolorido, y desenfundó las dos 40. Les quitó el seguro mientras echaba un vistazo al tipo: inmovilizado. Ni se planteó aspirarlo. ¿Elegir entre su macho y ceder a su maldición?

Que le jodieran vivo si iba a hacerlo.

Trotó hacia la puerta abierta, esquivando una mierda de tubo de PVC conectado a la furgoneta y a un respiradero. ¿Estaban bombeando algo dentro? Los tiros procedentes del interior del taller interrumpieron su deducción de Sherlock Holmes. Primero, sacar a V y a los demás de donde fuera. Luego ya resolverían el misterio.

Entró en la nave agazapado, con las pistolas por delante, situando al momento a los dos restrictores que quedaban en pie: uno escondido en las escaleras que bajaban al túnel de maniobras. El otro estaba convirtiendo a Tohrment en carne de hamburguesas.

Según el plan, el Hermano se había quedado arriba, en el taller de reparación, para acabar con los restrictores Bloods que no estuvieran en el túnel. A juzgar por el cuerpo que se sacudía tendido de bruces en el suelo a su lado con una daga clavada en la nuca, había conseguido poner fuera de combate a uno.

Otro de ellos, un pandillero enorme rapado al cero, estaba sentado a horcajadas sobre Tohr y forcejeaba con su pistola, girándola poco a poco hacia su frente en un pulso incomprensible.

¿Pero qué…? ¿Desde cuándo un puto no muerto tenía más fuerza que un guerrero purasangre?

Butch ya estaba disparándole a aquel cabronazo mientras corría hacia él. El tipo se contorsionó cuando sus bonitas balas del 40 le dejaron grabado un nuevo diseño en la espalda. BANG. BANG. BANG. BANG. El Twist&Shout le dio margen a Tohr para volver su propia arma hacia el negro rapado y volarle media cabeza de un disparo.

Por desgracia, el restrictor que Butch había situado en el hueco de la escalera que bajaba al túnel oyó sus disparos y debió creer que era el momento de la heroicidad.

La ráfaga que le disparó, mientras Butch corría, impactó a medias en su chaleco antibalas y su muslo izquierdo, a centímetros de su femoral.

Perdió el ritmo, la pierna le falló y cayó al suelo. Rodó por impulso, intentando convertirse en un blanco menos fácil y llegar hasta Tohr a la vez.

¡FLASH! Estallido blanco. El restrictor rapado acababa de volver con papá Lash gracias a la daga que le clavó el Hermano.

Por desgracia, también iluminaba de puta madre la posición de Tohr al restrictor de las escaleras, permitiendo situarle en la oscuridad de la nave. Butch se arrojó contra él, empujándole, justo cuando las balas levantaban esquirlas del cemento del suelo donde había estado tumbado.

Apoyándose en la pierna sana, levantó a su Hermano aferrándole de la cintura y lo arrastró hasta detrás de una vagoneta metálica.

-Hey, ¿estás…?- no llegó a acabar la pregunta. Brotaba sangre de los oídos de Tohr. Tenía media cara ensangrentada de una herida en la sien, el chaleco como un queso de Gruyère y los pantalones empapados en la cadera.

A pesar de todo, T expulsó el cargador vacío de su arma mientras sacaba otro, escupiendo sangre.

-¡Granadas de ultrasonidos!- le gritó- ¡Los demás están atrapados en el túnel!

De acuerdo, ahora Butch ya sabía por qué mierda le habían dejado en aquel estado. Los Bloods le habían reventado los tímpanos, seguramente ganando ventaja en los vitales primeros segundos del combate.

Por desgracia, el grito de Tohrment volvió a delatar su posición al restrictor que custodiaba la escalera. El subfusil que llevaba escupió directamente contra la vagoneta y habría enviado a T al Fade si él no hubiera tirado de su gabardina para moverle. El Hermano sencillamente no oía los disparos.

-¡La madre que lo parió!- masculló Butch mientras arrastraba a Tohr en la oscuridad, tras unas planchas de acero con las letras “NJ Rail Company” todavía pintadas-. Quédate… Mierda.- no oía. Butch gesticuló frenéticamente frente a su cara, señalando el lugar en que estaba derrumbado y después se llevó un dedo a los labios, pidiéndole silencio. El Hermano asintió, con un ojo cerrado por la sangre que le resbalaba de la sien.

Butch iba a sacar a aquel hijo de perra de las escaleras del túnel. Ya. Llevara o no una pierna arrastrando.

Porque, a menos que se concentrara, ya casi no percibía a Vishous, a pesar de tenerle tan cerca, y aquel no muerto era lo único que le impedía auxiliarle.

Con los colmillos extendidos de puro pánico, se obligó a guardar silencio. El restrictor no podía verles en aquella oscuridad, pero él sabía exactamente donde estaba el muy pedazo de basura. Avanzó pegado a la pared de la nave, cerca de la puerta por donde había entrado. Un pie. Otro. Sin hacer ruido. Con las armas hacia arriba y el corazón desbocado.

El tipo seguía en la misma posición, parapetado en el hueco de la escalera, intentando distinguir el escondite de Tohrment y del recién llegado que le había jodido. Pero no abandonaba la escalera para buscarles. El cabronazo custodiaba algo.

Mala suerte que Butch no estuviera para jugar a las preguntas de Trivial.

Tropezó con algo metálico que sonó con un inoportuno “clanc” en la oscuridad cuando ya estaba a rango de tiro del hijoputa. El Blood se giró hacia él con los ojos muy abiertos y el subfusil por delante sólo para comerse sus cuatro disparos directamente en el cráneo. Cayó hacia atrás, rodando por la escalera, y Butch corrió tras él cojeando.

Bajó por las escaleras metálicas a punto de partirse los dientes, con la sangre resbalando tibia por su pierna y a punto del paro cardíaco.

V, V, V, V, V…

Aterrizó en el andén subterráneo, a donde había ido a parar el restrictor con el cráneo reventado… y se encontró con una puerta metálica que cerraba el acceso a la cola de maniobras.

-¡NO!- golpeó la plancha de metal con las culatas de las SIG, sabiendo de alguna manera que detrás de esa jodida puerta su macho estaba agonizando. A menos de dos metros de él.

Tenía que poder abrirse de alguna manera, pero no veía una puta mierda.

-Vamos, vamos, ¡JODER, O’NEAL, VAMOS PIENSA!

El restrictor. El tipo no se había movido un paso del hueco de la escalera…

Butch dio la vuelta y se precipitó escaleras arriba de nuevo, cayó, se golpeó el muslo herido con los peldaños metálicos y gritó como un jabalí agonizante. Apretó los dientes, se levantó y siguió subiendo. Premio. Una caja de mandos oxidada con una palanca, en la pared, a la altura de su cabeza. Se guardó las armas en las cartucheras y la empujó hacia arriba sumando toda la fuerza vampírica que pudo reunir.

El monumental chirrido que anunciaba una puerta antiincendios abriéndose casi le saltó las lágrimas.

No esperó por Tohr, no había tiempo. Corrió escaleras abajo, saltando con una sola pierna, y se coló en el túnel cuando la compuerta aún se estaba abriendo despacio.

A tiempo de ver cómo se extinguía un resplandor blanquecino que conocía demasiado bien.

-¡V!

Saltó a la vía, aterrizó sobre la pierna tiroteada y dio con sus huesos en los travesaños de madera. No sintió el dolor. Estaba sobre el cuerpo derrumbado de Vishous al suspiro siguiente.

-¡Dios, no! ¿Qué?

Había un montón de ropas y armas al lado de su macho, pero ni prestó atención. Vishous estaba tumbado de costado en la vía, sobre su propio vómito que manchaba su perilla, chorreando sangre por un hombro destrozado y con la piel de un antinatural rojo febril.

Butch había visto aquellos síntomas demasiadas veces en una sala de autopsias, después de responder al aviso de algún vecino que hacía días que no veía a la ancianita del piso de al lado.

Intoxicación por monóxido de carbono, la “Muerte Dulce”. Calderas viejas, braseros… Cualquier cosa podía producir aquel gas letal.

La visión se le nubló cuando los ojos se le llenaron de lágrimas.

Vishous no, por favor, V no. A V nunca le tumban, por favor…

Los párpados de su macho temblaron un instante, como si reconociera su voz. Fue lo que Butch necesitaba para mantener la esperanza.

Dos restrictores se acercaron hacia él corriendo por las vías desde el fondo del túnel. Butch nunca supo de dónde sacó la rabiosa serenidad para coger el MP5 que descansaba sobre el montón de ropas, ponerse de pie, quitar el seguro de “ráfaga corta” y dejar que la maldita cosa agotara hasta la última jodida bala. Los restrictores se derrumbaron en las vías, incapacitados y humeando. Butch soltó el subfusil y no volvió a pensar en esos hijos de puta.

La poca iluminación anaranjada le dijo que apuñalar no muertos incapacitados no entraba en sus planes inmediatos. No con V a sus pies, y con Z –por el cráneo rapado que podía ver- unos metros más adentro. A Rhage y Phury no los veía.

Tenía que sacarles a todos de allí. Ya. Y conectarles al jodido oxígeno que llevaban en el Escalade. Si es que seguían vivos.

Corrían lágrimas por sus mejillas –la primera puta vez en su vida que lloraba- cuando metió las manos bajo los hombros de V y empezó a arrastrarlo hacia las escalerillas de subida al andén. Debió luxarle alguna otra costilla o agravar la herida del hombro, porque le empujó como un fardo sin contemplaciones. Luego le arrastró por el andén hasta las escaleras de subida al taller –pasando de largo del restrictor con el cráneo abierto-.

Butch juró, maldijo, se destrozó la pierna herida, lloró y al final dejó caer a Vishous en el suelo del taller.

No pudo quedarse a su lado a comprobar su pulso. Se tambaleó hacia Tohrment, levantando las manos en son de paz cuando el Hermano medio sordo casi le disparó. Le agarró de la gabardina y le puso en pie con la fuerza de la desesperación, arrastrándole hasta V.

-Joder…

T murmuró, se pasó la mano por la cara ensangrentada y Butch simplemente le sacudió por los hombros entre sollozos para que le mirara. Se cubrió la nariz y la boca con una mano e inhaló, haciendo el signo de mascarilla de oxígeno, luego imitó un volante, señaló hacia fuera y después, con énfasis, hacia donde estaban.

TRAE LA JODIDA MASCARILLA CON EL OXÍGENO DEL ESCALADE CAGANDO HOSTIAS AQUÍ.

-¿Y los demás?- preguntó Tohrment entre gritos.

Butch miró de reojo el túnel y su expresión entre lágrimas y jadeos agónicos debió ser lo bastante funesta como para que el otro se hiciera cargo de lo jodidos que estaban todos. Sencillamente, los demás se morían y él no sabía si tendría energías para sacarlos de allí a tiempo, herido como estaba. Tohr apretó los labios, asintió y protagonizó la mayor envainada de orgullo de la historia reciente.

-¡LASSITER!- gritó con todas sus fuerzas, con la rodilla hincada en el suelo y chorreando sangre-. Te… mierda, te necesitamos.

-No voy a decir te lo dijeeeeeee…- un estallido de luz anunció la aparición del ángel, con las manos en los bolsillos de los pantalones de cuero y la cabeza inclinada a un lado, observando a Vishous en el suelo-. Vaya, esto tiene mala pinta. No puede decir que lo lamente. ¿Qué decías, Tohr? ¿Me ha parecido escuchar una petición de ayuda? Por cierto, ¿estás sordo?

Butch se levantó de golpe, cogió al ángel por su camiseta con rotos y eslogans punks y lo estrelló contra la pared, con los ojos cuajados de lágrimas.

-Me importa una mierda si luego me lo estás restregando por los hocicos toda la puta eternidad, ¿me oyes? ¡Ahora cierra tu jodida bocaza y ayuda por una vez en la maldita vida! ¡No puedo sacarlos a todos yo! ¡AYUDA, JODER!

Los ojos blancos de Lassiter se iluminaron como dos soles ardientes, sin pupila, y una onda invisible golpeó a Butch hacia atrás, haciéndole tropezar con el cuerpo de V y caer al suelo. Sobre la pierna herida.

-Llevo ayudando desde el desgraciado primer minuto que me ordenaron ir a buscar a este patético despojo de vampiro.- anunció con voz cantarina-. Me tenía que tocar la panda de chupasangres más estúpida de toda vuestra historia.

Y se desmaterializó.

Tohrment, bendito fuera por estar acostumbrado a las explosiones de diva del ángel, se guardó el arma, se levantó entre gemidos y comenzó a trotar cojeando. Butch se arrodilló al lado de V, le puso de costado para evitar que se ahogara si volvía a vomitar y estuvo a punto de no hacer nada más que quedarse con la cabeza apoyada contra la de su macho, sin soltarle, hasta que T volviera con el maldito oxígeno.

Pero, si Vishous sobrevivía –e iba a hacerlo- no se lo perdonaría en la vida.

Todos eran Hermanos. Guerreros de la misma sangre. Cuando salían a las calles no podía haber hellrens, ni intereses personales. El equipo era lo primero. Y en aquel túnel de la muerte quedaban tres Hermanos más, con familias que les esperaban en casa, cuya única esperanza de vivir eran él y el maldito ángel. Butch tenía que confiar que Tohr salvaría la vida de V mientras él salvaba las de los demás.

Así que se tragó las lágrimas, acarició el pelo negro sudoroso de su macho una sola vez y volvió a precipitarse por las escaleras, dejándole atrás.

OOO

En los astilleros, Qhuinn jadeó entre los labios ensangrentados después de vomitar sangre, enarcando las cejas en el esfuerzo por que los ojos no se le cerraran. Porque, en el momento que eso ocurriera, estaba seguro de que no los abriría de nuevo.

Blay… Su Blay estaba desplomado encima de Lash, inmovilizándolo. Mientras se sacudía entre estertores.

Incluso a las puertas de la muerte, Lash le estaba matando.

Ese fue el último pozo de fortaleza al que pudo recurrir Qhuinn para moverse. Apoyó un pie. Cargó el peso. El otro pie. Temblores. Se balanceó tanto que casi volvió a derrumbarse. Pero no lo haría. Por Blaylock. Por John, porque matar a Lash era lo mejor que podía hacer como su ahstrux nostrum. Por todos los civiles inocentes.

Abrió la boca y gritó, tomando fuerzas del mismo sonido de su voz que le decía que, a pesar de todo, seguía vivo. Y mientras hay vida hay esperanza.

Caminó arrastrando los pies, con el brazo derecho convertido en un colgajo de hueso carbonizado y las fuerzas huyendo de él por las hemorragias internas. Llegó hasta Lash cuando su primo, tumbado en el suelo, giraba la cabeza para mirarle con pozos de negrura, con Blay encima.

No saltó. No dio un espectáculo con ninguna maniobra épica de combate. Estaba demasiado agotado.

Qhuinn sencillamente se dejó caer de rodillas al lado de Lash, comiéndose la electricidad del suelo y confiando en que la inercia del movimiento le daría la fuerza necesaria para hundir la daga en el hueco de su corazón, aunque la manejara con la mano izquierda.

A punto estuvo de no conseguirlo.

Lash casi rodó hacia un lado, lo que le habría puesto fuera de su trayectoria. Pero un venablo de ballesta disparado a bocajarro desde fuera de la jaula le partió el cráneo, clavándole en el suelo.

La daga electrificada de Qhuinn traspasó carne podrida, huesos y se hincó en el lugar donde debía haber estado el corazón de Lash.

No hubo estallido de luz blanca, ni bruma negra ni efectos especiales ni música de película.

Aquella figura infernal quedó quieta, con la boca abierta por donde resbalaba sangre negra, y Qhuinn se desplomó en el suelo, sin sentir ya ni la corriente de la plancha de metal ni el dolor de su brazo. Sólo una dulce debilidad que se apoderó de él, invitándole a dejarse ir.

Había hecho todo lo que estaba en su mano, la Virgen lo sabía, pero Lash no había desaparecido.

Morir sabiendo que has fallado y que no podrás despedirte de la única persona que has amado en toda la vida era un escenario que nunca había contemplado. El Destino era un hijo de Satanás.

Entonces, antes de perder el mundo de vista, escuchó la voz.

-Es hora de volver a casa… hijo mío.

El cerebro de Qhuinn se apagó dejándole una sonrisa en los labios.

No habían fallado.

OOO

Felipe Gutiérrez llevaba un buen rato escondido tras un montón de bidones vacíos de pintura para barcos, a apenas quince metros de la pequeña puerta de salida al río que divisaba en un lado del inmenso portalón. Era su único pasaporte de huida del maldito manicomio en que se habían convertido los astilleros.

Que no podía atravesar porque una zorra vampira medio chiflada acababa de transformar a una decena de pandilleros, tanto Bloods como AKG, en sus esclavos particulares.

No tenía ni idea de cómo mierda les había lavado el cerebro. Él estaba tan tranquilito tras su parapeto, flipando en colores con la visión de una jaula rodeaba de niebla negra donde al parecer los vampiros habían atrapado al hijo de Omega, con un chaval armado con ballesta y una tía de pelo corto que se movían sin cesar alrededor, buscando una línea de tiro. Poco después, la hembra dejó su posición, cuando el combate entre las bandas se acercó a su pequeño drama.

Felipe había decidido para entonces que la sesión de Pressing Catch sobrenatural en el interior de la jaula podía continuar lindamente sin él como observador. Apretó su cuchillo, su pipa y se dispuso a abandonar su cobertura, pasar al lado de la jaula como alma que lleva el demonio y pirar por la puerta del río.

Cuando ya estaba en terreno descubierto, el disparo de una 40 estuvo a un tris de volarle medio cráneo. Por suerte, sólo se llevó por delante su oreja derecha y la mitad del cuero cabelludo.

-¡Joder!

Corrió de nuevo tras los bidones con una mano contra su cabeza, intentando averiguar dónde estaba el tirador… y se ciscó en sus muertos. Delante de la jaula, una fila de seis pandilleros humanos, cuatro Bloods y dos latinos, formaban una de barrera, todos con las armas extendidas, preparados para disparar sobre amigos y enemigos por igual. Ay, que me jodan… La hembra chiflada estaba de pie tras ellos como la directora de orquesta, con sus armas por delante, disparando con precisión a cualquier imbécil que se atreviera a acercarse a la maldita jaula. Protegía el combate que se desarrollaba dentro de intromisiones no deseadas.

Era ella quien le había disparado. Felipe vio sus ojos brillando en carmesí en la oscuridad mientras se giraba hacia él con la muerte pintada bien clara en ellos. Supo que le había reconocido por el no muerto que era.

Echó un vistazo a su salida. Otros cuatro tipos, dos de cada banda, custodiaban la puerta del río, con la misma expresión ida de zombi sin voluntad y las armas sin seguro.

Opción uno: intentar pasar de largo de la zorra maquiavélica lava mentes.

Opción dos: intentar eliminar a los cuatro tipos que custodiaban la puerta.

Sin duda, escogía la dos.

Corrió por detrás de los bidones, agazapado. Se mantuvo un rato en silencio, intentando que todo el maldito mundo se olvidara de su existencia mientras estallaban cócteles molotov y los astilleros empezaban a parecerse bastante a “Halo”. Pero nadie fue a por él. Felipe aferró un momento su cruz de oro, la besó y se levantó desde detrás de los bidones, apuntando a uno de los guardias de la puerta.

¡BANG! En todo el torso. Y estos eran humanos, así que… RIP. Uno menos.

Los tres restantes se giraron hacia él al momento, apuntándole con las bocas de sus armas, pero por algo de pequeño le apodaban “Lagartija”. Rodó por el suelo, evitando convertirse en blanco fácil, se levantó corriendo el zig-zag y llegó lo bastante cerca de la puerta como para descerrajarle la garganta a un Blood con su cuchillo. Al menos, acababa de darse el gusto de mandar a uno de aquellos negros apestosos derechito a la morgue.

Eso sí, se comió los tiros de los otros dos.

Le perforaron el estómago y la caja torácica, haciéndole ver chispas de colores, pero nada más.

-La madre que os parió, os voy a apartar de la puta puerta a tiros.

Por desgracia para Felipe, la puerta se abrió de sopetón, como si le hubieran dado una coz de mula desde el exterior. Impactó contra los dos guardias que quedaban en pie, tirándolos al suelo.

Y le dejó a él cara a cara con un tío cincuentón medio calvo, con bigote, chaleco antibalas, placa colgada al cuello, una Walther P99 y, lo peor de todo, un cuchillo.

-¡ALTO, POLICÍA!

¿En serio?

OOO

A José de la Cruz se le habían hinchado sus muy mexicanas pelotas de ver los toros desde la barrera, como solía decirse.

Que le jodieran a O’Neal, no pensaba quedarse mirando los astilleros por los prismáticos mientras ciento y pico tíos mal de sus cabales se mataban dentro. Tampoco mientras unos chicos, fueran o no humanos, se batían por su vida contra lo que fuera. Así que se colgó el transmisor del hombro, quitó el seguro a su arma, aferró el cuchillo con la otra y corrió tan rápido como le daban sus muchos años por la orilla del Hudson en dirección a la puerta del río de los astilleros.

Ni muerto pensaba entrar por la puerta principal, la que daba a tierra. Si todos los pandilleros habían entrado por ella, significaba que el combate habría ido avanzando desde allí hacia el interior de la nave. Su única posibilidad de no encontrarse en medio de dos ráfagas cruzadas era por la puerta del río. Butch también le había dicho que la trampa para cazar al Muñequito de los Más Malos estaba instalada cerca de aquella pequeña puerta y que los cuatro jóvenes involucrados la usarían para largarse cuando acabaran.

Estaba a treinta metros de la jodida puerta cuando vio un haz de luz acercándose, sobrevolando el río. El helicóptero policial.

Remierda. Si a los chicos del aire, con sus francotiradores, les daba por enfocar la puerta del río los chavales vampiros estaban jodidos. Les meterían una bala por la frente en cuanto asomaran los morros. Y detrás del helicóptero llegarían las lanchas fluviales y, al poco, todo coche policial, con o sin identificación, que hubiera disponible a kilómetros a la redonda, junto con las furgonetas de los SWAT.

No vuelvo a meterme en esta santísima mierda en lo que me queda de servicio en el Cuerpo.

De la Cruz se tiró al suelo, jadeando como cochinillo tras una carrera. Soltó un momento el cuchillo para agarrar el transmisor.

-¡Cen-tral… aquí De la… Cruz! ¿Me recibe?

-Le recibo, detective ¿Cuál es su posición?

Al cuerno con jugar a “Hundir la flota” en ese momento.

-¡Dígale al helicóptero que cubra… la salida a tierra… de los astilleros! ¡La de tierra! ¡Que barran… la salida… con ráfagas!

-Recibido, detective. Transmito su orden.

Tenía que acordarse de invitar a Lindsey a un café por su efectividad.

Volvió a coger su cuchillo, se levantó maldiciendo los gramos de más que le había dejado en la tripa la última caja de donuts y corrió, resollando, los metros que le quedaban hasta la puerta del río justo a tiempo. Dos de las ventanas de la nave volaron por los aires envueltas en fuego de cócteles molotov y la lluvia de cristales cayó donde él había estado tumbado un momento atrás.

En el momento en que levantaba una pierna para dar una patada a la puerta, vio de reojo la luz del helicóptero virando en una ancha maniobra para poder acercarse por la puerta de tierra.

Gracias, Virgencita.

La puerta se abrió golpeando contra los goznes y envió rodando a un par de figuras.

Oh. Vaya.

Bienvenido a “La noche de los muertos vivientes”, De la Cruz.

Si José había desarrollado algo en sus tres décadas como policía era la memoria fotográfica. Era un maldito fenómeno reteniendo caras y nombres de delincuentes. Y el hijo de perra escuálido, cargado de cadenas y chorreando algo negro del lado derecho de la cabeza que tenía delante era Felipe Gutiérrez Calderón, nacido en ElSalvador, seguramente uno de los capitostes de los Almighty Kings and Queens de Caldwell, cuyo corazón estaba guardado en una nevera de la sala de autopsias.

Aún así, caminaba. Sangraba porquería negra. Y apestaba.

Tal como Butch le había explicado. No es que hubiera dudado de su ex compañero pero, vaya, cualquier rinconcito de resquemor que le pudiera quedar acababa de irse a hacer puñetas.

Aún así, la costumbre ganó la iniciativa.

-¡ALTO, POLICÍA!

A continuación, le hundió el cuchillo nuevecito entre las costillas. Exactamente donde las autopsias a las que llevaba treinta años asistiendo le habían enseñado que solía estar el corazón.

Los ojos de mochuelo del tipo se abrieron como auténticas pelotas y luego estalló en una llamarada blanca.

Plaf. Está. No está.

José se encontró en el umbral de la puerta, con un cuchillo manchado de negro en la mano y sin nadie delante.

¿Nadie? No exactamente. Dos tipos, un latino y un negro, se levantaron del suelo con cara de idos para encañonarle. No dispararon, sólo le apuntaron y José levantó su arma dispuesto a convertirles las rodillas en fosfatina primero y preguntar después.

Una figura con los colmillos de un Rottweiler, una daga y una pistola se materializó de la nada delante de sus mismísimas narices, traspasándole con unos ojos rojos de demonio.

-¡De la Cruz! ¡Soy De la Cruz!- gritó, levantando las manos con las armas y reprimiéndose de chillar un “Yo amigo, tú no matar. Vade Retro Satanas”.

El ser de pesadilla le siseó una vez más pero después bajó las armas y cerró la boca. Para su pasmo más absoluto, resultó ser una mujer. Con el pelo corto y vestida igual que todos los malditos pirados con colmillos que conocía -de cuero-, pero de sexo femenino.

Si todas las mujeres vampiro eran como ésa, José empezaba a entender que Butch se hubiera liado con un tío. Al menos, no temería que le cortara las pelotas si no cumplía en la cama.

-Tenéis… que largaros. El helicóptero… ha llegado y las patrullas… vienen de camino. Se acabó el tiempo.- informó, intentando recuperar el resuello.

La mujer pareció clasificarle como “no peligroso” porque le ignoró y volvió la vista hacia una… ¿Eso era una jaula? Santa Virgen de Guadalupe. Había una jaula de confección casera a sólo cinco metros de ellos, con un foco encima. Afuera, un chico con dos ballestas. Dentro, dos cuerpos tirados en el suelo. No… tres cuerpos. Uno de ellos ennegrecido y con lo que parecían lanzas cortas sobresaliendo.

Y algo más. Un enorme fantasma de más de dos metros, envuelto en un sudario blanco que parecía una mofa en contraste con la esencia de negrura, la maldad en estado puro que José percibió debajo.

El Omega. La deidad oscura que creaba a los no muertos enemigos de los vampiros, que buscaba a sus reclutas entre la escoria de la sociedad humana que José encerraba todos los días. Que convertía a asesinos y violadores en inmortales.

Maldito hijo de perra.- juró en español entre dientes mientras levantaba su arma.

Aquel engendro se aprovechaba de todos los delincuentes que la policía no conseguía detener para crear su ejército. José no pensó. Pero alguien sí.

La mujer que estaba a su lado se giró tan rápido que él no percibió el movimiento. Con una mano le aferró la muñeca de la pistola y con la otra le cogió del chaleco para estamparle contra la pared, al lado de la puerta.

-¿Quieres vivir, humano?- volvió a mostrarle generosamente los colmillos-. No te metas.

José se quedó con la duda de si le estaba advirtiendo de que el Omega le mataría si intervenía o de si lo haría ella misma. La mujer le sacudió una última vez y se volvió hacia la jaula. Entonces, aquella jodida cosa habló.

Tendría pesadillas con esa voz durante muchos meses.

-Es hora de volver a casa… hijo mío.

¿Hijo? Uno de los cuerpos tirados en el suelo de la jaula dio una sacudida, igual que si un titiritero estirara de sus hilos invisibles. El Omega estiró un brazo envuelto en mortaja blanca, del que sobresalía una imitación de mano de bruma negra.

El cuerpo ennegrecido empezó a disolverse en cenizas oscuras, succionadas por la mano extendida del fantasma hasta que no quedó nada.

A José le fallaron las piernas y tuvo los dos pensamientos más raros que podía tener en ese momento. No envidiaba el mundo en que vivía Butch O’Neal. Y no podía esperar a volver a casa, besar a su mujer y entrar en los cuartos de sus hijos para asegurarse de que dormían tranquilos.

La mujer vampiro echó a correr hacia la jaula pero se detuvo en seco. Otra figura acababa de aparecer dentro del cercado. Flotaba, diminuta, cubierta con una túnica encapuchada negra que no lograba ocultar el resplandor nacarado que emanaba por debajo. El Omega se volvió hacia ella y súbitamente el astillero pareció una olla a presión, con dos puntos de fuerza brutales demasiado cerca el uno del otro.

-He cumplido, hermana. Te toca a ti.

La figura diminuta vestida de negro giró la capucha hacia los dos cuerpos que permanecían tirados en el suelo de la jaula.

-Di mi palabra. No les salvaré yo.- su voz parecía agua, con un eco metálico. La mujer divina volvió la capucha hacia la guerrera vampiro y al chico con las ballestas-. Sus vidas están en vuestras manos.

Los dos entunicados desaparecieron. Sin más. Dejando una nave envuelta en los gritos de los pandilleros heridos, en los incendios de los cócteles molotov y en el silencio total de los vampiros. Por encima del tiroteo, José alcanzó a oír el ulular lejano de las sirenas de la policía.

-¡LARGAOS!- gritó tan fuerte que los dos vampiros que quedaban en pie dieron un brinco. Parecía que las apariciones de ambos seres les hubieran sorbido el seso- ¡Yo os cubro, salid por aquí! ¡VAMOS, MALDITA SEA!

No tuvo que repetirlo dos veces. El chico soltó las ballestas, desapareció, volvió a aparecer en el techo de la jaula, desconectó algo y tiró de las cadenas. Uno de los lados se alzó, permitiendo que la mujer entrara y se arrodillara al lado de los caídos.

-¡John, carga a Qhuinn!

Mientras ellos dos levantaban a sus compañeros, José volvió a acercarse el transmisor a la boca.

-¡A todas las unidades próximas a los astilleros! ¡Bloquead las dos salidas! ¡Repito! ¡Bloquead las dos salidas! ¡SWAT preparados para entrar por delante, lanchas por detrás! ¡Estoy en la salida trasera!

Habría podido seguir gritando órdenes, pero fue incapaz. La mujer y el otro vampiro arrastraban dos cuerpos colgando. José reconoció a uno de ellos como el tal Blay-algo por lo que quedaba de pelo rojizo. Su cara y su garganta era un amasijo abrasado medio derretido, asomaban huesos por una fractura espantosa en la pierna, tenía todo el aspecto de estar con una fiebre de, más o menos, 55 grados centígrados y se sacudía con espasmos.

Reconoció al otro chaval que arrastraban como el moreno al que había disparado hacía días en aquel edificio en construcción donde encontró las vasijas con corazones.

Madre del cielo… Su brazo derecho no existía. El hombro y la parte superior del brazo eran jirones de carne quemada enganchados al hueso al aire libre, mientras que el antebrazo…. Mierda, ¿qué convierte la carne en pergamino reseco? Goteaba sangre de su cara, de sus oídos y José no habría podido decir por lo más sangrado si el chico vivía o no.

-Dios…- se persignó rápidamente, sin soltar sus armas y mantuvo la puerta del río abierta mientras la mujer y el otro chico cargaban con sus amigos agonizantes-. Avanzad por la orilla río del hasta el puente, por dentro del bosquecillo ¡De prisa! Y no cojáis Glenwood Bridge hacia abajo, lo habrán cortado. Seguid al otro lado del puente y buscad una calle secundaria desde allí.

Ninguno de ambos le contestó, con la tragedia escrita en sus caras, pero le pareció detectar un atisbo de agradecimiento cuando asintieron.

En cuanto los vampiros desaparecieron, los dos pandilleros, uno de cada, que tenía delante empezaron a sacudir la cabeza como quien despierta de un sueño. Así que estaban hipnotizados. Mala suerte para ellos.

De la Cruz enfundó el cuchillo y les dio dos golpes en la nuca con la culata de su arma, tirándoles al suelo. Alejó sus armas con el pie y después demostró la práctica de treinta años, tumbándoles con las manos en la espalda y esposándoles antes de que empezaran a espabilar.

Las sirenas de la policía y de las ambulancias se impusieron sobre el tiroteo y José maldijo. Se le acababa el tiempo de cubrir las huellas de los vampiros. Registró a los pandilleros que había esposado hasta encontrar un cóctel molotov, cogió las ropas que había dejado el tal Felipe al desaparecer y corrió hacia la jaula. Todo el suelo metálico estaba pringado de sangre, roja y negra. Llamaba demasiado la atención como para dejar restos orgánicos analizables allí. Tiró las ropas dentro de la jaula, sacó el encendedor que siempre llevaba para sus cigarrillos a escondidas, prendió la mecha del cóctel molotov y lo tiró dentro.

Cuando los compañeros entraron en tromba por la puerta del río, encontraron a un único policía arrodillado entre dos pandilleros esposados, jadeando en mitad de una nave donde, por algún milagro, había logrado atrapar a las dos bandas más peligrosas de la ciudad. A José sólo le faltaba envolver a aquel hatajo de delincuentes con un lazo y servirlos al comisario y al alcalde para su aprovechamiento mediático.

A pesar del éxito policial que representaba, mientras los SWAT barrían los astilleros, el Padrenuestro que José rezó era por los dos chicos más muertos que vivos, por el informático de Butch y por su ex compañero.

Tuvieran colmillos o no, esa gente tenía dos pelotas del tamaño de un toro y una lealtad de la que el mundo, por desgracia, andaba muy falto.

OOO

“Pero tú, Señor, no te quedes lejos; tú que eres mi fuerza, ven pronto a socorrerme”.

Butch creyó varias veces que moriría reventado. Rezó. Una y otra vez. Cada frase de los Salmos que conseguía recordar para que Dios le diera las fuerzas necesarias para ayudar a sus Hermanos.

Daba igual las heridas que tuvieran todos, lo que les mataría antes sería el monóxido de carbono. Aunque les hubieran cosido a balazos no podían operarles allí. Butch y Lassiter sólo podían ayudarles priorizando su nivel de intoxicación a la hora de evacuarles. El monóxido de carbono era letal, pero se evaporaba rápido en una estancia no sellada. Ahora que la puerta de emergencia estaba abierta, los niveles descenderían rápido.

Llegó de nuevo al túnel cuando Lassiter ya había localizado a los tres que faltaban. La mano ensangrentada de Z aún se movía, así que le quedaba algo de conciencia. Se le podía evacuar el último. Rhage estaba desnudo, irreconocible con todo el torso chorreando sangre, pero parpadeó cuando el ángel le movió para tumbarlo de lado. Al fondo del túnel encontraron a Phury, todavía aferrado a sus dagas, de bruces en un andén en un charco de vómito. Cuando le giraron no se movió y su piel ardía en sudor húmedo. Phury debía estar cerca del conducto de ventilación por donde fuera que esos hijos de perra habían introducido el gas.

Lassiter chasqueó la lengua y se cargó a Phury al hombro, destellando hasta la planta superior. El hijo de perra del ángel era capaz de llevar carga cuando se desmaterializaba. Luego regresó a por Rhage. Butch se preguntaba por qué cojones nunca habían aprovechado esa ventaja táctica en combate mientras luchaba por levantar a Zsadist sin morir reventado de agotamiento o desangrado.

Porque habían dejado que su desagrado y sus prejuicios de “no es un vampiro” les nublara el juicio. Por eso. Ahora lo estaban pagando.

Si subir a Vishous hasta el nivel superior de la nave le pareció titánico, cargar con Zsadist inconsciente estando él herido casi le mató.

Para cuando Butch emergió de las escaleras arrastrando a Z y al borde de la inconsciencia de puro agotamiento, Lassiter ya tenía arriba a Rhage y a Phury, tumbados junto a V. Tohrment estaba desmoronado en el suelo, acoplando la mascarilla de oxígeno a los tres por turnos.

Butch se desmoronó, exhausto. El sudor le caía por la frente, se le metía en los ojos y la pérdida de sangre por el balazo en la pierna le hacía ver doble. Aún así, tenía que conducir. Debían meter a los heridos en el Escalade, llevarlos con Manny, salvarles la vida… Si sólo pudiera levantarse…

-¡PHURY ESTÁ ENTRANDO EN PARO!

El grito de Tohrment le sacudió como a un monigote. Lassiter sólo se agachó, brillando como una luciérnaga con extra de batería, puso una mano en el pecho del Hermano y liberó una descarga blanca. El cuerpo de Phury saltó sobre el suelo y Lassiter se incorporó, quitándose el polvo de los pantalones y canturreando por lo bajo.

Mientras, Butch se arrastaba de pies y manos, jadeando por su vida. El Escalade, debía llegar al Escalade.

-Creo que conduciré yo.- pió el maldito ángel en tono alegre mientras señalaba a Phury- ¿Alguien conoce las maniobras de RCP para mantener a este desdichado con vida o tengo que hacerlo yo también?

Mataría a Lassiter. En cuanto toda esta mierda hubiera quedado atrás, le arrancaría cada una de sus metafóricas plumas.

Butch se concentró en el pecho de Phury sin ver realmente, guiándose por el tacto.

Uno-dos-uno-dos-respiración-uno-dos-uno-dos-respiración.

Un estrépito descomunal anunció que Lassiter acababa de empotrar el Escalade contra la portezuela lateral, sacándola de sus goznes, hasta meter el jeep dentro de la nave, cerca de los heridos.

Uno-dos-uno-dos-respiración-uno-dos-uno-dos-respiración.

Butch siguió al ángel con la mirada desenfocada mientras éste cargaba a V en el coche, odiándole por ponerle una mano encima a su macho, por no ser capaz de ser él quién se ocupara… y sabiendo como la mierda que, si Vishous y los demás salían de ésta, sería gracias a aquel jodido alfiletero andante hinchado a ego. Después vino Rhahe, chorreando sangre.

Uno-dos-uno-dos-respiración-uno-dos-uno-dos-respiración.

Zsadist fue el siguiente en acabar en el jeep y luego Lassiter le cogió a Phury. Tohrment y él se apoyaron hombro con hombro para arrastrarse a la parte trasera junto con sus Hermanos.

El ángel empezó a silbar una tonadilla en cuanto arrancó el jeep, patinando las ruedas, rumbo a la mansión.

Uno-dos-uno-dos-respiración-uno-dos-uno-dos-respiración.

-Los restrictores… están incapacitados.- Tohr respiraba en pequeñas boqueadas mientras cambiaba la única mascarilla de oxígeno de un Hermano a otro-. Se levantarán… no les hemos… apuñalado.

-Desaparecerán en cuanto Lash muera. Noooooooooo problemoooo.- Lassiter tomó una curva como una maldita montaña rusa.

-¿Qué…? ¿Quieres decir… que podríamos… haber ido todos… sólo a por Lash?

Que no era necesario dividir fuerzas, que los chicos podrían tener ayuda, que V y los demás no tendrían por qué estar ahogándose en su vómito…

Desde el asiento trasero, mientras ejercía presión sobre el corazón de Phury, vio que Lassiter asentía.

-Yup.

-¡¿Por qué… no… lo dijiste?!- Tohr escupió saliva sanguinolenta en su intento por gritar.

-Nadie me preguntó qué sabía yo. Me echasteis de las reuniones, ¿recuerdas? ¿Qué me dijisteis? Ya recuerdo… Algo así como “Vete a ver a Oprah, maldito emplumado, esto es cosa de vampiros”.

Uno-dos-uno-dos-respiración-uno-dos-uno-dos-respiración.

Tohrment no tenía más energías para cagarse en el ángel. O en ellos mismos, por haber desperdiciado los conocimientos de aquel mamonazo sencillamente porque no lo tragaban.

Las luces de las farolas en rápida sucesión anunciaron que atravesaban el Hot Metal Bridge de camino a la calle Trade y, de allí, a las afueras de Caldwell. A la mansión. Al equipo médico que les esperaba para salvar vidas.

Butch ni siquiera podía ver cómo estaba Vishous, concentrado en mantener a Phury en el Más Acá. Pero Tohr juró en voz baja cuando Z vomitó en el suelo del jeep. Al menos, sabían que estaba vivo. De momento.

-Joder, macho, qué pestazo.- Lassiter espantó el olor meneando una mano mientras pulverizaba los límites de velocidad.

El móvil de Butch pitó como un hijo de mala madre en su bolsillo y le hizo señas a Tohr para que ocupara su lugar con Phury, si aguantaba consciente. Tohrment había perdido tanta sangre que se mantenía despierto por maldita cabezonería.

-O’Neal…- jadeó mientras apretaba los dedos contra el cuello de V, intentando percibir el latido. Pero le temblaba la mano y no conseguía…. mierda, no lograba encontrarlo.

-Tus chicos están fuera.- la voz de José sonaba amortiguaba entre un auténtico estrépito de sirenas-. Lo han hecho. La… cosa que perseguíais… ya no está.

Benditos sean… Butch apretó los labios temblorosos con la mano contra el cuello de su macho, sin lograr sentir su corazón.

-¿Viven?- consiguió preguntar.

Un segundo de vacilación.

-No lo sé. ¿Y tu informático?

Butch retiró el pelo negro pringado de la sien de Vishous. Seguía sin moverse, con la piel roja, sudorosa, la perilla manchada de vómito, los ojos cerrados y ni rastro de resplandor en su mano tatuada.

-No lo sé.

Jodidas, estúpidas e inútiles lágrimas.

OOO

-Llegamos en veinte. Qhuinn con quemaduras hasta el hueso en un brazo. Momificación en antebrazo… sí, eso he dicho. Probables hemorragias internas múltiples. Blaylock con quemaduras por ¿ácido? Sí, garganta y cara. Fractura abierta en pierna. Y algo interno, está hirviendo… No sé.- Xhex hablaba tan rápido que casi no se la entendía-. Ese es tu puto trabajo, Manello. Yo ya he hecho el mío.

John apretó el volante del Hummer y las mandíbulas hasta que le dolió la cabeza, sin desviar los ojos de las calles desiertas de los barrios residenciales del sur de Caldwell que atravesaban retando a la maldita velocidad de la luz.

Un gorgoteo le hizo estirar el cuello para poder mirar al asiento trasero por el retrovisor.

-Joder.

Xhex estaba incorporando un poco la cabeza de Qhuinn, tumbado de lado en el asiento, para que no se ahogara al echar el enésimo esputo de sangre. Todo el Hummer apestaba a sangre derramada, carne quemada y muerte. Era un milagro que a sus hermanos todavía les quedara un mísero litro de vida en las venas.

Dio un bandazo para esquivar un camión de la basura que apareció de sopetón por una calle al saltarse el semáforo de un cruce y se obligó a arrastrar los ojos de nuevo a la calzada.

Conducir. Debía conducir. Rápido. Esquivando obstáculos. Más rápido. Llegar a la mansión. Quirófanos. Manello. Rápido.

Estaba a punto de elevar un ruego a la Virgen Escribana por las vidas de sus amigos cuando recordó el puto pacto divino. El Omega se llevaba el alma –o lo que fuera- de Lash al Dhund y la Virgen se inhibía de entrometerse en el destino de sus vampiros.

La vida de Qhuinn y Blaylock dependía de su propio aguante físico, de lo rápido que él condujera y de las habilidades de Manuel Manello. Los dioses allí no tenían nada que hacer más que ser el recipiente de las oraciones de los mortales para que éstos creyeran que alguien ahí arriba velaba por ellos.

-Abre la guantera y saca un bolígrafo. De plástico. Blay se ahoga.

Concentrado como estaba en conducir, John tardó un par de preciosos segundos en reaccionar. No entendió lo que Xhex quería decir pero a la mierda. Si ella decía “salta”, él preguntaba “hasta dónde”. Cogiendo el volante con la mano izquierda, se inclinó para abrir la guantera con la mano derecha. Todos llevaban papel y boli en los coches para apuntar direcciones cuando patrullaban pero Qhuinn era un maldito desordenado, joder, con las veces que le había dicho que limpiara la puta guantera…

La vista se le puso borrosa pero se negó a reconocer que era por lágrimas acumuladas. Alcanzó un bolígrafo con la punta de los dedos y retorció el brazo para alcanzárselo a Xhex mientras saltaba de un carril a otro.

Lincoln Avenue. Ya estaban en Lincoln Avenue. La autopista de salida de Caldwell.

Incapaz de resistirse, volvió a mirar por el retrovisor. Deseó no haberlo hecho en el instante en que cayó en la cuenta de lo que estaba haciendo Xhex. Su hembra le quitó el tapón y la mina al bolígrafo, dejando sólo el pequeño tubito de plástico hueco por dentro.

Después lo apoyó en la base de la garganta de Blay, en el hueco entre los cartílagos, cogió su daga y golpeó el tubo del bolígrafo usando la empuñadura del cuchillo como un martillo.

Traspasándole la tráquea con el tubito y abriendo una vía de respiración de emergencia.

Cricotomía percutánea.

John recordó que les habían enseñado aquella maniobra de emergencia en las clases. Ni muerto se le habría ocurrido para que a Blay le entrara el aire y menos sin el instrumental adecuado.

Volvió a girar la vista hacia la autopista, acelerando hasta lo inhumanamente posible, parpadeando como loco para mantener las lágrimas a raya e intentando ignorar el sonido de los estertores de Blaylock y el goteo de la sangre de Qhuinn.

Sobretodo el olor. Ese maldito olor a vida que se derramaba en la puta tapicería del Hummer…

Condujo. Apretando el volante sin permitirse un solo momento de flaqueza más.

Cuando la verja de la mansión se abrió ante él y entró dando tumbos en el patio, seguía aferrado al volante con ambas manos. La puerta del garaje estaba abierta y John estuvo a punto de empotrar el Hummer contra la pared del fondo cuando se precipitó sin aminorar la velocidad. Tuvo que dar un volantazo y tirar del freno de mano para parar el coche.

El mundo estalló en frenesí.

Alguien abrió las puertas traseras del Hummer.

Dos doggens aparecieron al trote por las puertas batientes que conducían al centro médico empujando sendas camillas, con Ehlena y otra enfermera corriendo detrás.

-¡JOHN!

El grito de Xhex tuvo la virtud de acelerarle de cero a cien en décimas de segundo. Abrió la puerta del conductor y saltó al suelo.

-¡QHUINN ESTÁ EN PARADA!- Xhex intentaba sacar a Blay del coche, junto con los doggens, sin mover el bolígrafo de su cuello. Blaylock era una masa de sangre y carne ennegrecida.

John no perdió el tiempo en dulzuras con Qhuinn. Cargó a su ahstrux nostrum al hombro, lo depositó sobre la camilla y él mismo empujó la maldita cosa a través de las puertas batientes que le mantuvieron abiertas.

Tuvo una breve visión de la salita de espera llena de gente, llantos y gemidos, pero no se paró. Empujó las puertas del centro médico con la camilla y…

El infierno. Satanás había abierto las puertas del infierno y lo había trasladado allí.

Había cuerpos desparramados en camillas por todas partes y una fila de Elegidas de pie contra la pared, como bolsas de sangre a disposición. John distinguió a Butch empapado en carmesí aguantando una mascarilla contra el rostro de Vishous. Llorando. A Cormia sollozando sentada en un taburete, con una vía conectada de su vena a la del brazo de Phury. Una enfermera gritaba algo de “oxígeno hiperbárico” y “niveles de saturación” mientras regulaba la mascarilla del Gran Padre. Zsadist también tenía a Bella conectada al brazo. La hembra estaba tan pálida e inmóvil como una pared. Sólo la fuerza de sus nudillos al apretar la mano de su hellren revelaba que era un ser viviente.

Y Rhage… ¿Vivía? Su enorme cuerpo desnudo aparecía cosido a balazos, sangrando por los cuatro costados, con los brazos caídos flácidos a ambos lados de la camilla y goteando en el suelo. Una enfermera desconocida levantaba el rostro hacia Manello.

-¡Hay que intervenirle! ¡Una de las balas compromete el pulmón!

-¡Pues hazlo!

-¡Soy enfermera, no cirujana!

-¿Ves a alguien más libre? ¡Acabas de ascender! ¡Que no te tiemble el pulso!

El doctor ya tenía las palas de un desfibrilador en las manos que Ehlena untaba de gel antes de que John frenara la camilla con Qhuinn delante de él. Otra enfermera aplicó los electrodos de control a su amigo.

-¡Carga 250! ¡FUERA!- aplicó las palas al pecho de Qhuinn y el cuerpo entero de su amigo se sacudió-. Vamos, vamos, chico…

Piiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiip.

El monitor al que estaba conectado Qhuinn sólo mostraba una línea verde plana.

A John se le cayeron las lágrimas que retenía.

Havers se precipitó hacia la camilla de Blaylock que había entrado Xhex, jurando en voz baja. La enfermera que auscultó a su amigo y le tomó las constantes meneó la cabeza.

-¡Está hirviendo, sus órganos internos se están cociendo! ¡Es su sangre, está ardiendo!

-Sustituiremos su sangre por otra fresca. Toda.

Havers señaló a Layla con una mano y la Elegida corrió a sentarse en un taburete junto a Blay. La enfermera casi resbaló en sus prisas por conectarla como transfusión directa.

-¡Señor, no aguantará! ¡Nunca hemos cambiado toda la sangre de un vampiro!

-Entonces está en manos de la Virgen.

John quiso gritar. Allí plantado en mitad de otro frente del combate, anheló como nunca tener voz para gritar que no, que sus hermanos sólo estaban en manos de los médicos y de ellos mismos.

Que, por todo lo sagrado, por favor les salvaran la vida.

Que él no estaría ahí si no fuera por ellos.

Que eran los tres o ninguno.

-¡CARGA TRESCIENTOS! ¡APARTAD!

Mientras Xhex le arrastraba fuera de los quirófanos, a la sala de espera donde el Rey tenía que aferrar a Mary, junto con su hija, para que no se desmayara, donde Rehvenge sostenía a su llorosa sobrina en brazos y Payne acunaba a No’One arrodillada con la cabeza en su regazo, John tuvo una última imagen entre las puertas que batían antes de que se cerraran definitivamente.

Vio el cuerpo de Qhuinn convulsionándose en la camilla una última vez para volver a caer en ella desmadejado, con el equipo médico pendiente del monitor cardíaco.

Plano.

Y a Ehlena con el rostro descompuesto.

-Le perdimos. Manny… le hemos perdido. Ha muerto.

Qhuinn ha muerto.

Anuncios

128 comentarios to ““Amantes liberados”, parte 2 del capítulo 6, “Al final””

  1. LAS MANOS UNA CONTRA LA OTRA..EN ADEMAN DE AGRADO, LEVANTANDO LAS CEJAS…MUAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJA…

  2. GRACIAS……..GRACIAS…….GRACIAS…….
    Ahora a leer y luego comento.

  3. TaigaBriareos Says:

    Bueno, jejjejjejee José de la Cruz es clavadito a como me lo imaginaba yyyyy….. TE-MA-TOOOOOO!!!!! he pasado a ver el final del 6 ¿y así es como lo acabas?…. ¿como has podidoooooo?…. aunque sé *espero* que no es el final peroooo…. ¿donde está tu musa?…. dile que se dé aire por favor!!!

    • ¡¡TRAMPAAAAAAAAAAA, ESO ES TRAMPAAAAAAAAA!!! *señalando con el dedo ¡¡Te has leído directamente el final!!! ¡¡¡Uuuuuuuuh!!!! *fingiendo que ella no hace lo mismo con todo libro que cae en sus manos*

      Mi musa me está mirando desde detrás del cogote dando golpecitos en el suelo para que siga así que, traaaaanqui. Enseguida me pongo con el siguiente capi ^^

  4. OMG!!! yo copiando el cap para leerlo tranquila y que es lo que leo al final… casi muero… creo que estaré en suspensión hasta que salga el próximo capitulo… ahora me voy a leer… besos y gracias siempre por escribir esto… 🙂

  5. P.e.y.c.h Says:

    Hola, pese a que no comente nunca quiero que sepas que te leo desde el pricipio pero no suelo comentar, ahora no me puedo aguantar para ver como sigue…
    AAAHHHHH!!!vane como nos puede dejar asiiiiiiii….. Estoy que me tiro de los pelos. ¿Para cuando el próximo capi? según los comentaris que has ido dejando lo tienes echo o practicamente acabado no?? Pero bueno tu con calma no quiero meter presión.

    Bueno ahora voy a leermelo con mas calma y ya comentare algo más

    • P.e.y.c.h Says:

      Perdón por las faltas de ortografía lo he escrito muy rápido y no lo he revisado. Lo siento

      • ¿Tenía que cortar por algún sitio? ¿Exigencias del guión? ¿Sirve algo de eso como excusa por el final? ;P

        No, lo que tengo escrito es lo que acabará siendo el capi 8, el último, que suma 100 páginas. Lo que tengo que empezar a escribir ahora es el capi 7 en sí, que va a tener teeeeeeela. Pero bueno, ya tengo 20 paginitas hechas ^^

        ¡¡Y muchas gracias por animarte a comentar, es un placer!!! De las faltas ni hables, no veas las burradas que puedo escribir yo cuando se me lían los idiomas en la cabeza, ainsss.

        ¡¡¡Besotesssss!!!!

  6. mcarmen.pc Says:

    INCREIBLE. El capítulo 6 merecía la espera. Ha sido un subidón de adrenalina ver cómo montaban la trampa y la realizaban. Aunque casi nos dejas sin Hermandad, por fín han acabado con Lash. La puñetera Virgen sigue sin caerme bien, espero que al menos permita a los chicos estar emparejados como premio. Y desde luego, me ha llegado al alma el sufrimiento de los Hermanos que no están tan heridos por los que sí como Butch y John.
    Está claro que ha sido un trabajo hercúleo, pero te ha quedado genial, impresionante e impredecible… MATAR a Qhuinn no estaba en los planes. Ahora sólo queda esperar el siguiente capítulo y la felicidad para toda la Hermandad y la tuya, seguro, cuando acabes esta gran historia.

    • O.O ¡¡¡¿Ya has leído las dos partes?!!!!! Madre mía, hay que equilibrar de alguna forma lo que se tarda en escribir con lo que se tarda en leer, ¡¡¡no es justoooooooooooo!!!! *pataleta* ;P

      Sip, casi me cepillo a la Hermandad entera ^^; Pero es que, o llevas a los malos como tontos del bote, o no entiendo cómo cuernos cinco tíos han conseguido seguir vivos hasta ahora. Al menos, hay que hacerles sufrir de verdad, sangre, sudor y lágrimas *risa sádica total*

      La Virgen es una entidad, al menos eso es lo que entiendo de cómo la retrata la Ward. No entiende de sentimientos “humanos”, sólo de valores absolutos, así que no se puede tener mucha fe en que te salvará el culo =.=

      Ha sido un trabajo de hormiguita, para qué negarlo, con muuuucha tarea de documentación e ir montando cada escena como un puzzle, pero sigo sin estar convencida del resultado ¬¬

      El siguiente capítulo no va a traer la felicidad absoluta aún (eso queda para el último), sino escenas bastante duras pero, al menos, las cosas se irán encauzando a todos los niveles.

      ¡¡¡Muchas gracias y un besoteeeee!!!!

  7. ooohhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhh!!!!!!!!!!!!! dios mio que final!!!! me encanta!!!!! pero quiero que salga ya el siguiente!!!! porque me voy a morder hasta las uñas de los pies esperando de los nervios!!!!! madre mia!!!! pobrecitos!!!!! no se cual de ellos me da mas pena!!!!! uuuhhh!!!! que se curen todos!! jejeje eres la mejor!!! menuda suspension y estado de nervios e cogido!! pero me encanta!!!!! nunca dejes de escribir porque lo haces de p… madre!!!! podrias seguir te los libros de la serie!!! jajaj muchos saludos y mi enhorabuena por este super libro!!!!!

    • Argh, ¿tú también te has leído ya las dos partes? *tirándose de los pelos* ¿Sois máquinas o quéeeeeeee? 😉

      ¿Sabes quienes me dan más pena a mí? Butch y John. Porque los que están con los hígados fuera saben que están hechos una braga por haber luchado por la raza, por haber dado todo lo que tienen, por estar donde debían. Butch y John tienen que llevar encima una frustración insoportable, además de la angustia de ver a sus seres queridos a un paso de la caja de pino. Pero así con los planes en equipo, para que salgan bien, unos tienen que sacrificar el estrellato en favor de papeles más secundarios pero igualmente importantes.

      ¡¡¡Muchas gracias guapa y un besoteeeeee!!!!

  8. ultrawoman8 Says:

    Aunque sepa que Qhuinn no puede morir (¿verdad? no serías tan mala pécora) nos has dejado en el punto más bestia, por dios espero que la espera sea de poco tiempo o me va a comer la curiosidad y me voy a quedar con muñones por manos, bueno dejando a un lado la desesperación que me invade ahora mismo por saber que viene después te comento que me ha encantado TODO, la acción, los diálogos, los gestos de cariño… los restrictores… de la Cruz… Butch… Vishous… Mi pobre Blay… Super Qhuinn… TODO, TODO Y TODO. ¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡NECESITO MÁS POR FAVOR!!!!!!!!!!!!!!!

    Como comentario secundario en el párrafo en que V pierde la consciencia “Los párpados se le cerraron solos y su resbaló cayó al suelo, flácida. Quizás sí se equivocaba a veces……” obviamente se te ha escapado alguna palabra, ojo no es una queja que sé que esto es por darte prisa para que lo leamos antes, pero como siempre dices que si vemos algo te lo digamos…

    Vuelvo y repito, el capi ha estado DE PUTA MADRE, ojalá pudiera leer un poco más despacio para que me duraran más.

    Besotes grandes GUAPÍSIMA, me has alegrado el día que por otra parte había sido bastante patata.

    • ¡¡Sí, ahí faltaba “mano” y sobraba una palabra!!! Escribo tan rápido que me como las palabras y cuando reviso siempre se me pasa algo, brrrr, ¡¡gracias por avisar, ya está corregido!!!^^

      ¿Mala pécora yo? No sé en qué te basas para decir eso ;P Me alegro de que te haya gustado el combate, ya sé que a la mayoría de chicas que lee novela romántica lo de ver higadillos saltando no les va mucho pero mira, personalmente creo que si los personajes son guerreros, la guerra se ha de ver, igual que si fueran abogados digo yo que veríamos juicios ^^;

      Ya mismo me pongo a seguirlo, ¿vale? ¡¡¡Besoteeeeeeeeeeeees!!!!!!

      • ultrawoman8 Says:

        Mira, hablando en plata, qué quieres que te diga, puede que (para que nos vamos a andar con gilipolleces seguro que) lo que más nos llame la atención en este tipo de relatos sea el sexo, pero una trama con sentido, algún que otro giro inesperado en la línea argumental y un poco de profundidad en los personajes y en las facciones secundarias sea justo justo la sal y la pimienta que le falta a muchas historias de este tipo (véase varios de los libros de la ward), y además, puede que yo sea un poco rara, pero un poco de acción bien dosificada siempre le da el puntillo emocionante.

        Tienes más que toda la puta razón en lo de que si son guerreros pues tienen que luchar y sufrir (véase la warden (otra vez, poniendo los ojos en blanco), que los de la hermandad parecen hermanitas de la caridad en sus libros y no se ensucian las manos, lo mismo podrían ser miembros de un club de culturismo con casos de vigorexia aguda y un gusto malsano por el cosplay extremo de chupasangres) y en la batalla hay dolor y los planes nunca salen como se esperaba y hay que improvisar y la mierda te acaba salpicando de alguna forma aunque sea de refilón…

        Así que por mi parte ya sabes, que tus historias tengan precisamente todas esas cosas es lo que hace que esté enganchada como una jodida heroinómana a tu blog, desde mi punto de vista (admito que subjetivo) cada vez te estás superando más a ti misma y cada vez te doy más la razón, en AL se te nota que has madurado como escritora.

        Besotes grandes y que sepas que ya casi estoy llegándome al codo con la espera, como me descuide tengo que empezar a morderme las uñas de los pies si quiero que me quede algo de brazo.

  9. Marie K. Matthew Says:

    Mierda NOOOOOOOOOOOOOOOO NO LO HICISTE!!! A AQHUIN!! COMO ME MATAS A QHUINN!!! acabo de morir de dolor…

    • Pacieeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeencia, mujer, pacieeeeeeeeeeencia, que queda mucho fic todavía. Pero al principio, cuando empecé AL, os prometí que sufriríamos con los chicos, ¿verdad? ^^;

      • grettchen ramirez cornavaca Says:

        sii pero mis pobres chicos han estado a punto de morir sin poder disfrutar su luna de miel jejej

  10. Me muero, en serio, ya me lo leì todo. Estar de licencia mèdica por una extracciòn de vesìcula tiene la ventaja q soy una vaga absoluta. Despuès de meses y meses de espera (por cierto me releeì a amantes liberados y redimidos otra vez), llega por fin este capi q me tuvo en ascuas y como Shakira: bruta, ciega, sordomuda a todo el mundo exterior hasta q lo terminè. Vane eres tremenda, dedicada y muy buena escribiendo. Super capi, super fanfic, espero pronto los faltantes –

    • No sé muy bien qué es eso de la vesícula pero suena de estar en cama hecha una braga :S ¡¡¡¡Espero que estés mejor o, al menos, que la recuperación vaya bien!!! Ojalá pudiera enviarte a Qhuinn y Blay vestidos de enfermeros (o sin vestir) con un ramo de flores pero bueno, tendrán que servir los buenos deseos ;D ¡¡Me alegro de que el capi sirviera para distraerte un rato, que estar malita es lo más soberanamente aburrido que hay!!!!

      ¡¡¡Besotesssssssss!!!!

  11. Vane!!! Como nos haces esto?? por dios!!!Estoy sin uñas y encima con los nervios a flor de piel!! joder q angustia….
    Eso si lo has hecho genial, no sabia si quería leerlo deprisa para terminar esos malos ratos pero cuando e visto el final….me he quedado con la mandíbula desencajada!!! Quinn no!!!
    En fin tendremos que esperar al siguiente capitulo. Ahora me beberé una tila para calmar estos nervios :D. Besos y enhorabuena el cap esta fantástico.

    • Bueno, angustia era lo que se supone que están sintiendo todos así que, en fin, las penas compartidas son menos penas, ¿no? *se protege de las pedradas tras la mesa*

      Veremos qué es de Qhuinn en el siguiente capi, eso seguro^^ Lo que no sé aún es si comenzará inmediatamente donde ha acabado éste o algo más adelantado, ya veré.

      ¡¡¡Muchas gracias y un besoteeeeeeeeeeeee!!!!!

  12. Oh por lo mas sagrado y divino!!!!! Mujer te has lucido!!!!!! Las dos partes del capitulo han sido la madre de buenas. El despliegue táctico que te has dado me ha dejado con la boca abierta. Lo digo cuando se necesite crear una escena de guerra hay que contratarte!!!!!

    Y tranquila que no te vamos a matar, ya sabemos que el niño no se nos muere… hubieras mencionado a otro de los hermanos y me lo podría creer pero no con el…. Pero no importa, vuelvo y repito te ha que quedado este capi de mil maravillas….

    * Poniéndome de pie y aplaudiéndote con ganas grito* Bravo Vane… Eres la mejor!!!!

    • ¡¡¡Gracias por ser de las pocas que no quiere asesinarme de cien maneras distintas, te agradezco la consideración!!!! 😀 Aaaaah, o sea que crees que tengo debilidad por Qhuinn y sería incapaz de matarlo, mmmmm? Y a otro sí, ¿verdad? Bueno, lo que es seguro es que, si quisiera hacer las cosas creíbles de verdad, mataría a algún hermano, o a más de uno. Nadie se puede creer que cinco tíos sean capaces de proteger a toda una raza (mierda, ni siquiera a los de una ciudad) sin recibir más que algun balazo y al día siguiente de pie. O llevas a los malos como tontos o eso no se cree. En la guerra hay muertes, y punto. Peeeeero esto es novela romántica, ¿no? *suspiro*

      El despliegue táctico ha sido una maldita agonía. Estoy por escanear mis diagramas tácticos con flechitas y cruces, ¡¡hasta en la lista de la compra!!! ;P

      ¡¡Muchas gracias y un besoteeeeeeeeee!!!

  13. Necesito recuperarme para dejarte un comentario decente.
    Estuve todo el capitulo con el corazón en la mano y la frase final maldición Qhuinn no puede estar muerto *llora* Lash hijo de puta, lo odio tanto.
    Me destrozo Butch llorando e intentando ayudar a Vishous.
    Prometo que mañana lo releo y te dejo un comentario como se merece el fic.
    Escribes espectacular.
    Saludos.

    • Tranqui mujer, lo primero es la serenidad de cada una ^^ A Lash también lo odio yo, sobretodo porque, como malo, es más simple que el mecanismo de un botijo. No tiene “por qués” ni zonas grises. Es malo porque lo es y no tiene ningún debate moral que te permita entenderlo, hacerlo de carne y hueso¬¬ Y es totalmente predecible porque actúa movido por el orgullo, en caliente.

      Butch también me destrozó a mí, pero intenté ponerme en su pellejo, con V “el invencible” tirado entre vómitos medio muerto y pensé que era normal que acabara llorando. A ver quién soporta eso como si nada.

      ¡¡¡Muchas gracias guapa y un besoteee!!!

  14. diosssssss mio como acaba. lamentablemente al copiarlo para leerlo mas comodamente lei el final… aun asi cuando llego casi me muero. como nos dejas asi mujerrrrrrr
    como siempre esta genial el capi aunque no esperaba menos de ti ¡eres la mejor!!!!!
    no quiero meterte presion pero cuando llega el proximo capi??? creo que me voy a morir esperandolo
    besosssssss

    • Aps, sí, lo de leerse primero el final siempre es una cochinada, a mí me pasa igual con los libros que me compro, sólo que yo lo hago a conciencia ¬¬ Maldita impaciencia mía 😉

      Mira, ya me pongo a escribir el siguiente capi, el 7, (hoy lo dedico a contestaros). No sé cuánto tardaré, pero no tiene escenas taaaaan agónicamente complicadas ni de escribir ni de cuadrar (comparando con este macrocombate), así que no creo que tarde excesivamente. Hablamos de semanas, desde luego, no de meses. Y el capi 8, que será el último, ya está escrito, así que tengo faena adelantada ;P

      ¡¡¡Muchas gracias y lamento el mal rato, pero lo bueno cuesta, así que los chicos han de sudarse su felicidad!!! ¡¡¡Besotesssss!!!

  15. Hola….muchisimas gracias por el poner el cap. completo!!!!…. jajajaj me gusto mucho la primera escena, donde saben que V lo agarro in fraganti…XD…pobres…al menos solo tuvieron que limpiar,,,,,

    Kyaaaa mi lindo y hermosos Qhuinn…noooooo no puede estar muerto!!!!!….*Llorando a mares* y mi otro lindo y hermoso Blay luchando por su vida…Dios!!!!!…Estare esperando el siguiente!!!!!….

    Saludos!!!!

    • Hey!!!! Pensé que si sólo os colgaba la primera parte os sabría a poco y, además, os olvidaríais de los movimientos tácticos y para cuando colgara la segunda sería más difícil de seguir ^^

      Bueno, eso de que los chicos sólo tuvieron que limpiar…. Veremos *guiño*

      Respecto a los muertos, lo que te puedo decir es que, aunque no lo parezca por este final, quien tiene un pie más cerca de la tumba no es Qhuinn, sino Blay y Phury ^^;

      ¡¡¡Muchas gracias y un besooooooooooo!!!!

  16. malaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa!!!!!!!!!!!!!!! como nos dejas así!!!!!!!!!!!! bueno… valió la pena la espera, pero en el próximo no te puedes demorar tanto!!! no nos puedes dejar asi, con las tripas anudadas durante tres meces me lees?!!! y al carajo que la musa se te espante, te amenazare todos los días si es necesario, te lo mereces por dejarnos así =P
    jo!!!! estuvo buenísimo, con gusto a poco como siempre =) pero ahora tengo tantas ganas de gritar de frustración!!!! es q como nos dejas así ah? T_T
    apúrate con el siguiente capi!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!
    “mikomi abraza muy fuerte a a vane y le mira con ojitos de gato con botas”
    no soy yo en este momento…. tengo un látigo de V preparado para ti tras mi espalda, ya sabes, para “chicotear a los caracoles” (como dicen en Chile)
    “risa de maníaca”
    apúrate!!!!!!!!!!!!!!!!!!!
    cariños
    mikomi =)

    • Nooooooooooo, con el capi 7 no me demoraré tanto, mujer, no sufras. La larguísima pausa de meses ha sido por causas ajenas a mi voluntad, normalmente escribo cada día y voy haciendo. Hablamos de semanas para el siguiente capi, no de meses.

      Y deja el maldito látigo de V que, conociéndolo, lo mismo lo electrifica y me deja como un pollo al horno ¬¬

      ¡¡¡¡Muchas gracias y un besoteeeee!!!!

  17. Madre de Diossss por queee??? *ojo anime* a Qhuincito nooooo *gritando como loca* Ay Vane me has hecho sufrirrr
    Ya fuera de dramas valio la pena la espera serias un buen estratega para una guerrilla XD me encanto aunque la padeci jajaja gracias por tanta entrega en cada capitulo porque solo imagino lo que te cuesta encontrar el tiempo para escribir…asi que MUCHAS GRACIAS!!! *ondeando banderita con una V grandota*

    • A Qhuincito síiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiii, y espera porque te aseguro que Blay está MUCHO peor que él, aunque de momento, por este final, no lo parezca muahahahahaha.

      La estrategia fue un maldito dolor de cabeza, suerte que mi maridín me echó un cable y nos entretuvimos la mar de bien jugando el combate con nuestra cuadrícula de rol ;P *ondeando bandera friki*

      Cuesta encontrar el tiempo para escribir, sí, pero ya sabes lo que dicen: “Sarna con gusto no pica” ;P

      ¡¡¡Muchas gracias y un besoteeee!!!!

  18. bilbilico Says:

    xD cómo se puede escribir tan biennnnn????? estoy con ultrawoman, escribes DE PUTA MADRE… ya se que lo haces sin ánimo de lucro pero xD,xD,xD si tuvieras posibilidad de sacar a papel amantes redimidos y amantes liberados yo te los compraría sin dudar…que me se ya amantes redimidos de memoria y tengo la pantalla del ordenador creo que hasta desgastá de tanto releerlo, je,je… menos mal que se por los adenlantos que a Quinn y a V no les pasa nadita que si no me da un flus,ji,ji,ji…Felicididades a tu musaaaa y a ti of course.Besos MUAKS,MUAKS,MUAKSSSS

    • Uuuuuuuuy, las ediciones en papel de los fics costarían un huevo. Tengo AR en la imprenta, lo tendré en mis manos como regalo de Navidad, y cuesta más de 250 euros. Claro, supone poner en marcha toda una imprenta para un solo ejemplar (o 2 o 10, es igual, pero no hablamos de tiradas industriales de 10.000 ejemplares). Así que me parece que os saldría más barato si lo imprimís en la impresora de casa y le ponéis cuatro grapas, por mucho que el cartucho de tinta cueste tan caro como sangre de unicornio ^^;

      ¿Un “flus”? *muerta de risa* Ay, eso no lo había escuchado nunca.

      ¡¡¡Muchas gracias y un besoteeeeee!!!!

  19. Por dios que parece que las dos tenemos la manía de intentar matar a Qhuinn (porque asumo que NO puede morir DE VERDAD, DEFINITIVAMENTE, FOREVER XD). El capi ha sido estremecedor, creo que es la palabra que mejor lo define, vibré con cada palabra y por momentos quiería gritar y morir con los Hermanos.
    Es más, hubo varias frases que me pusieron la piel de gallina,
    Como de costumbre, MAGISTRAL, Vane ¿cuánto falta para la continuación? ^^

    Besotes, preciosa.

    P.D: que no se me olvide XD En cuanto empecé a leer el capi y fui viendo las expresiones mega soeces de Lash, solo pude pensar: Gosh, this girl’s so tough! Jajaja

    Ahora sí que me despido 😀

    • Bueno, es que Qhuinn lleva la etiqueta “Voy a pillar” enganchada en la frente ;P Pero siempre podemos matarle un poco y que sobreviva, ¿no? *guiño* La conitnuación, o sea el capi 7, la empiezo a escribir mañana (tengo 20 páginas escritas pero son de más avanzado). Y el capi 8, el último, está totalmente escrito ya.

      Me alegra que te gustara guapa, viniendo de ti es todo un halago. Ya ves que este fic me está consumiendo el tiempo y la sangre. En cuanto lo acabe plantaré el culo delante del PC a leerme todos los fics que tengo pendientes, entre ellos el tuyo, el de Bas y el de AJ Dark porque no hay manera ahora de reunir suficiente tiempo para todo. Prometo dejarte un testamento de chorrocientas páginas cuando me ponga al día con lo tuyo. Por lo que he ido leyendo en diagonal, me voy a partir el culo de risa, me encanta cuando te pones irónica ^^

      What? Tough? Me? You got to be kidding me! ;P

      ¡¡Besotessssssss!!!!

      • Tú a tu tiempooooooo, ya leeras lo de las demás cuando puedas. AHORA sé que in fic tiene muuucho trabajo y eso teniendo e cuenta que mis capítulos no son ni un cuarto de llos tuyos jajajaja Dios el capi 8 va a ser el último?? Joder se va a echar de menos leer cosas que escribas, eres una maestra *reverencia*.
        Que te sea leve lo poco que te queda, nos leemos preciosa!

  20. Oh Joder eso si que no!!!! No se puede morir ni aunque sea un puto momento se me entiende¿?

    Me cago en Lash su padre y en todos lo que lo parió.

    El capitulo genial como siempre pero ahora tengo taquicardia por tu culpa estoy deseando leer el capitulo 7 para ver que todos están sanos y salvos y súper happy porque si no va a arder Troya.

    No en serio, Vane eres una diosa. Simplemente eres una diosa de la escritura que sabe hacernos sufrir, reír, amar y más con solo leer lo que escribes.

    Muchas gracias por el capitulo y por escribir.
    Un besazo

    • ^^; Joeeeeeeeeeer, si es que no me dejáis matar a nadie ni un poquito. Todos felices, riendo y f***** como conejos, ¿eh? ¡¡Pues no!! Bienvenidos al valle de lágrimas, a sufrir ;P

      Déjame que se muera al menos un momento, ¿sí? ¿Lo justito? *aparecen un montón de cuchillos clavándose en la pared de detrás de ella* OK. Sip. Lo pensaré ^^;

      Súper happy no estarán en el capi 7, ya te digo. Primero porque pasarán cosas muy duras y segundo porque nadie se despierta de semejante tragedia con una sonrisa en la cara, más bien apaleado y muerto de dolor.

      Pero creo que el último capi sí te gustará ;P

      ¡¡Muchas gracias y un gran besoteeeee!!!

  21. venga por Dios, maja, que me has dejado……….que no me espera este final……………..que venga mujer, los cambates, sangre, inconciencia, agonia…………………. OH ….J O D E R…LA PUTISIMA VIRGEN ESCRIBANA DE LA MISMISIMA MIERDDDDDDD…..he bajado los capi, los he impreso..para leerlo despues en casa..sali tarde del trabajo…llego a casa, preparo cena, todo el lio a dormir que es tarde, no maaa, que quiero ver la tele, hijo a dormir, maaaaa, joder que te acuestes..todo por leer los capi a mis anchas, sin interrupciones…ufffff. finalmente a por ello..nada, los chicos se despiertan, la molestia de V, la actitud de B, la exigencia de los chicos para poder atrapar al malnacido de L, excelentes las escenas de los combates, lógico, naturales, (desde mi muy humilde punto de vistas), ya que tampoco he asistido a una guerra (gracias a Dios-toco madera-lanzo sal), cuando sale la putisima virgen del carajo y les da la espalda a SUS HIJOOOOOSSSSSSS!!!!, DIOOOOOOOOOOOOOOSSSSSS….
    si Vane, se que es logica la trama, lo se, lo entiendo, pero el epítome del asunto llegó cuando lei..

    -Le perdimos. Manny… le hemos perdido. Ha muerto.

    Qhuinn ha muerto.

    …..buaaaaaa, estaba tan metida en la lectura que me levanté de la cama con un NOOOOOOOO… tipo pelicula!!!!….Dios Vane, eres una Diosa, y te aseguro que te queremos mucho, muchisimo..pero……….bien, en fin (respiro profundo y me inclino, ante tus letras, son magnificas y pese al final (partido) me han gustados estos dos capis. Y finalmente te digo que estoy a tus lindos pies, esperando por el final bonito, unidos… o algo así, por lo menos que ambos esten vivos!!!, tambien te digo que tengo mi bat de beisbol escondido a mi espalda..con que piensatelo mejor si me los matas al final……un beso.. repito que te quiero mucho guapa!!!. un besazo (envuelto en un apretado abrazo) desde Venezuela!!!!

    P.D. muero por leer como inicia el siguiente capi…ahora si no puedo imaginar como será, asi que has logrado un suspenso al estilo de ALFRED HICKOK, no se si eso era lo que deseabas???, pero lo has logrado. muack

    • Muahahaha, venga, hagamos pancartas y manifestémonos: “la Virgen al paredón, la Virgen al paredón” ;P A ver, mentalmente yo lo veía muy claro. Al principio del fic, Lash no murió porque su papi le cerró las puertas de Dhund en los hocicos, y no podía morirse por el Fade porque es hijo directo del omega. Si el Omega tenía que dar su brazo a torcer de llevarse el alma de su hijo, la Virgen debía acceder a dejar a sus propios hijos (los vampiros) a sus propios recursos. De hijos va la cosa. Y ya sabemos cómo son estos dioses: ellos pactan, pero de sentimientos mortales no tienen ni zorra idea. Lo dicho, al paredón¬¬

      Ay, que ahora me dan penita tus niños, pobres hijos, ellos dando brincos por casa y tú “a la camaaaaaaaa yaaaaaaa” ^^; Lo admito: yo a veces hago lo mismo con la mía cuando tengo algo que me pincha el culo por ver ;P

      Esteeee… guarda el bate de béisbol que me está poniendo los pelines de punta ^^; Tendréis continuación del capi pero ya os digo que quien está peor de los dos NO es Qhuinn. Es Blay. Ya se verá… El suspense Hitchcock sobre cómo empezará exactamente el siguiente capi lo comparto.¡¡¡Todavía no lo sé, tengo que pensarlo!! Y creo que el final final del fic te gustará ¡¡¡O eso espero!!!

      Muchas gracias y me alegro de que te haya gustado, pese al sufrimiento, la sangre y las ganas de arrancarme todos los pelos hasta dejarme pelona como una rana ^^; ¡¡¡¡Besoooootessss!!!!!

      • si estas ahi mismo!!! frente a la pantalla!!!..donde esta el bate, donde donde.busco en el bolso mega grande que uso, detras de la puerta en la oficina, debajo del escritorio!!!! naaadaaaaa..joder lo he dejado en casa!!!!..joderrrrrr jajajajajajajajajajajajajaja. pues, a esperar por tus letras!!!!!! jejejejejejejejejejej

      • Séeee, aquí estoy, con armadura completa, visor del yelmo bajado y un escudo defensor sagrado +25 protector contra lectoras airadas ;P

        Ah, y la estaca afilada que tengo encima de mi mesa de trabajo ^^

  22. BloodMoon Says:

    ¡¡NOOOOO!!!!!!!!!! Qhuinn no puede morir. No pueden acabar asi ahora que por fin estaban juntos. Por favor…. por favor!!!

    • Calmaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa, que la escena no ha acabado pero, eso sí, reza más por Blay que por Qhuinn, prometo que está bastante peor!!!!! ;P

      ¡¡¡Besotessssss!!!!!

      • BloodMoon Says:

        ¡¿Peor?! Jooo… Esto esta pensado para dejarnos con el alma en un puño. Esperare el proximo capitulo con ganas… esto esta muuuu interesante.

  23. my dios sos una mente malvada y alama peor mira que dejarnos sufrir así vaneeeeeeeeeeee juegas con nuestros sentimientos y mi mente quedo estática mija
    espero un final bueno para esos dos xd me como la uñas solo de imaginar tu mente perversa que nos dara en este capi siguiente jejjejejejej
    besotes guapa y yo te espero en la oscuridad para darte el susto de tu vid DONDE NO ME DES ALGO MENOS TRISTE JAJAJAJAJAAJAJAJAJJAJAJAJAJA

    • No me des sustos que no tengo los nervios para eso!!!!!! ^^; Mira, el final del fic creo que os dejará un buen regusto de boca, porque es de esos de suspiro de tranquilidad ^^ Pero, hasta entonces, ¡¡A SUFRIR!!! Que sino no se aprecia lo bueno ;P

      ¡¡¡Muchas gracias y un besoteeeee!!!!

  24. La espera merecio realmente la pena. Como siempre magistral.
    No se ni por donde empezar… el principio con V queriendo matar a los chicos y con Butch, como siempre, calmandole los ánimos, a pesar de su estado ha sido un gran comienzo.
    La charla entre Qhuiin, Blay, Jhon y Xhex ha sido espectacular, se ve claramente como los tres dejaron de ser “inocentes” pre-trans para convertirse en machos de valia que luchan por su felicidad sin descuidar a la raza, es increhible el cambio que dan en poco tiempo.
    Me encanta Wrath, y cada día más, es el rey perfecto, guiandose por sus intuiciones a pesar de que tener a 4 guerreros desquiciados rodeandolo.
    La vista de Mary sin saber como comportarse con Ahna es desgarradora. Espero que al final todo acabe bien.
    La batalla ha sido espectacular, y se entendia perfectamente la posición de cada banda… se nota tu gran pasión de este mundo y tu gran esfuerzo. Creo que hacer que sean Q y Blay queines maten a Lash es un cierre perfecto para su historia, despues de ver como se van peleando durante toda la vida y haciendo sufrir a nuestros chicos, que estos acaben de una bendita vez con esa cosa es magnifico. eso si, por dios que no salga mas de Dumbh!!
    Me gusta mucho la parte de Butch en la última parte, como se ve su estado con V, y como a persar de estar su macho medio muerto vuelve a bajar a los tuneles a por sus hermanos porque es lo que debe hacer, la hermandad ante todas las cosas (una vez que tu macho ya esta “fuera de peligro”)
    Casi me da algo con el final…. la escena de la sala de espera me rompió el corazón, y eso de que Qhuinn está muerto casi me da mal (menos mal que en un avance aparece…) aunque comprendo que despues de tremenda pelea no iban a salir de rositas.
    Y finalmente Lass…. creo que podria matarlo con mis propias manos cuando confiesa que el sabia que los restrictores moriian una vez muerto Lash rrggg, NO PODIA DECIRLO ANTES, o avisar a los hermanos de que estaban siendo intoxicados… en fin, el palomo me gusta, pero haveces me saca de quicio (soy como Thor).
    Despues de este memorandum (cada vez los hago más largos, XD) solo decirte que como siempre es un placer leerte y que te agradezco de corazón que gastes tu tiempo en hacernos felices con tus historias ;). que tu musa te acompañe pero sin fastidiarte la cabeza para acabar de escribir lo que queda, que este final…. besos guapa

    • A ver, por partes. Los cuatro (porque incluyo a Xhex) chicos y su maduración: inevitable. Quiero decir que ya no es creíble que 5 guerreros protejan a toda una raza pero si además se conducen como un montón de divos cuyo ego y su agresividad va por delante del trabajo en equipo, sencillamente no hay quien se lo trague. Desde mi perspectiva, la única manera de que esta panda sobreviva es: que piensen más que los malos, que cuiden al detalle la estrategia y el armamento , que aprendan a aceptar la ayuda les venga de donde les venga y, sobretodo, que actuen en EQUIPO. Que Xhex deje de actuar como una asesina solitaria (a menos que la misión lo requiera), que John deje de pensar como un vengador monofocal, que Blaylock espabile en combate y que Qhuinn deje a un lado sus traumas para focalizarse en la lucha con frialdad.

      Eso es lo que he intentado ir haciendo en los capis, el proceso de maduración como soldados de estos 4, que tendrá “premio” en el último capi del fic.

      Wrath debe tener el hígado verde de frustración de tener que sentarse en la silla para ver llegar a sus chicos destrozados sin haber podido mover ni un dedo, no se lo envidio.

      Y lo de Mary, pues es parecido a lo de los chicos. La cosas que te marcan en la vida son un proceso, no siempre fácil ni rápido. La maternidad también, tanto la biológica como, me imagino que todavía más, la adoptiva. Iremos viendo qué es lo que le pasa y quién le ayuda en el siguiente capi. El tema de la paternidad de Rhage y ella quedará cerrado entonces, con una bonita ceremonia ;P

      Argh, pues no sabes cómo me alivias de que no te hayas perdido con las facciones y las peleas. Es muy fácil de entender cuando tienes una cuadrícula del terreno de combate y vas tachando crucecitas cada vez que cae un malo, pero es muy difícil de explicar ^^; Sí, me gustan los combates, debe ser la sangre rolera ^^

      Lo de Butch y V es que tenía que escoger a través de qué ojos de Hermano narraba el combate en el túnel. Como V y Butch son los secundarios que más peso han tenido en el fic (en su calidad de “padrinos” de Qhuinn y Blay) pues parecía lógico que fueran los suyos.

      Yo personalmente a Lassiter no lo soporto. Es decir, entiendo cuál es su papel (sacar a Tohr de su estado aunque sea poniéndole de los nervios) y entiendo su personalidad, pero no sé qué cuernos pinta un ángel en un universo no cristiano donde los dos dioses que hay no tienen ángeles. No le encuentro el sentido ni la lógica, por eso tengo como una barrera con el personaje. Pero eso no quita que piense que los Hermanos están desaprovechando un magnífico par de manos extra para ayudarles y Lassiter tenía que meterles eso en su dura mollera por la única víz que estos tarugos entienden: a la tremenda.

      Joer, otro testamento ;P

      ¡¡¡Muchas gracias guapa y un gran besoteeee!!!

  25. Hola! Es la primera vez que comento, pero ya es una OBLIGACIÓN total. He leído AR y AL como 50 veces cada uno, y durante el verano entraba hasta dos y tres veces al día esperando noticias… y cuando vi ayer este… AAAAHHHHHHHH!!!

    Soy adicta a los fics pero NUNCA, JAMÁS, había leído a nadie que me haya hecho desear leerme todos los libros de un saga escritos por ella en lugar de la autora.

    Este capítulo IMPRESIONANTE. Me encanta la batalla. Me encanta el drama. Me encantan tus palabras. Vane, ME ENCANTAS =)

    Espero con impaciencia el próximo capítulo. Espero poder leer algo tuyo pronto. Soy adicta a la lectura y hace mucho, mucho, mucho que no me enganchaba tanto a una lectura por lo que la autora me transmite. GRACIAS.

    Lore. Un besazo desde Algeciras.

    • ¡¡Hola guapa y bienvenida por aquí, me alegro de que te hayas animado a comentar!! ^^ También de que te haya gustado este capi porque, la verdad, no las tenía todas conmigo, con tanta sangre y tanto gore.

      Ya me gustaría poder escribir historias originales mías, tenía un proyecto al respecto. Pero el año que viene me cambian el horario laboral, pasaré a trabajar más horas que un reloj levantándome a las 05 y pico de la madrugada y, sino media un milagro, se me acabará toda posibilidad de escribir ni siquiera mi nombre :C

      ¡¡¡Muchas gracias por tus palabras y un gran besoteeeeeeeeeee!!!!!

  26. lo logré, termine de leermelo y ahora quiero más!
    pobrecita de mary ha de ser muy feo sentir que no tienes la capacida de ser madre u.u y han de pensar, después de todas las ascenas sangrientas es de lo que comentas(?) XD pero esque espero que se reconcilie con el sentimiento. Que lo de las heridas por arma de fuego, cuchillos, porderes de semidios, paros y demás queda rezarle al dr. manello y la nueva cirujana. GRACIAS Vane por traernos el capi, que moria de la ansiedad cada pista y nueva info que nos traías en face y nada queda esperar una y más escenas de mis queridos blay y quinn ❤ y que su amor prospere y … SOBREVIVAN!

    • Hola guapa!!!! Vendrá más, desde luego, ¡¡sólo dame algo de tiempo para escribirlo!!! 😛 En cuanto a Mary, creo que su problema es que tiene una idea muy idealizada de lo que es la maternidad^^ Que se cree el discurso general de que toda mujer está programada para amar con desespero a su hijo en cuanto lo tiene en brazos, y la realidad es que, normalmente, es un proceso. De conocimiento, de acercamiento por parte de los dos, de amor que se hace cada día, con cada noche sin dormir y cada dolor de barriga. Su angustia viene porque cree que debería sentirse vinculada a un bebé que le acaba de caer en los brazos desde el primer momento, cuando eso es irreal. Rhage, a diferencia de ella, ha sufrido una muy traumática experiencia encontrando a la criautura medio asfixiada en un armario, ayudándola, asistiendo a la muerte de la madre… Va por delante de Mary en “experiencias vinculadoras”, por así decirlo. Lo único que necesita Mary es tiempo y quitarse presión de encima. Suerte que hay otra mahmen en la mansión que le puede explicar las cosas como son ;P

      En cuanto a la recuperación de los chicos, no hay ninguna nueva cirujana. Están Manello, Havers y 4 enfermeras. Otra cosa es que alguna de las pobres enfermeras acabe de “ascender” por la vía urgente porque no hay más manos disponibles con conocimientos de Medicina ;P

      En el siguiente capi y en el último tendrás escenas de Qhuinn y Blay por un tubo, en éste, necesariamente, el foco estaba más repartido.

      ¡¡¡¡Muchas gracias y un besoteeeeeee!!!!

  27. dios mio vane acabo de terminarlo que pasada!!!!!!!! Pero QUIN………. NO PUEDE SER esta es su historia con BLAY. Estoy deseando leer el resto…..
    PD: menuda como te lo has currado… Al final me va dar un jamacuco jjaajjaa
    Bueno un besazo y esperando ansiosa el siguiente capiiiiii………..me repito mucho yaaaa lose .

    • ^^; Esta ES la historia de Qhuinn con Blay (mi versión, vaya), así que espeeeeeera que la escena aún no ha acabado. Veremos su continuación desde los ojos de Butch (que, por otra parte, es uno de los pocos que están conscientes en el centro médico, no me quedaban muchos ojos abiertos que elegir XD)

      Ya estoy escribiendo el siguiente capi!!!! ¡¡¡Muchas gracias y un besoteeeeeeeeeee!!!

  28. Hola Vane!! Madre mía, vaya capítulo!! He tardado tres días en leerlo, a trocitos, con mi niña de dos meses en brazos, de pie… pero lo he leído. Y ahora estoy….joder qué ansiedad, qué acelerón, qué subidón de adrenalina (seguro que esto no es nada bueno para amamantar). Por favor, escribe YA lo siguiente. Qhuinn ha muerto no es una opción.
    Gracias Vane por hacernos felices y aunque ahora tengo muy poquito tiempo intento estar al día con tus cosas en la medida que puedo.
    Un beso, guapa!!

    • Lo primero…. ¡¡FELICIDADEEEEEEEEEEEEEEEES MAMÁAAAAAA!!!!^^ No sé si ya te había felicitado antes, pero todos los mejores deseos para las dos 😀 Y nop, los nervios no van nada bien para amamantar, a ver si se te va a rebotar la criatura y luego se pasa la noche como los mochuelos, en vela.

      Estoy escribiendo ya el capi 7, con la continuación de la escena justo a partir de donde la hemos dejado.

      Nena, ya es un milagro que tengas tiempo de leer estos rollos con un bebé recién nacido, yo no conseguía sacar tiempo ni para leerme los prospectos de las recetas¬¬ Eso, sí, con los meses ¡¡¡la cosa mejora!! ;D

      ¡¡¡Un besazo para las dos!!!!

  29. Me voy a llorar al rincon y vuelvo…………
    Como haces esto?……….. No tienes corazon!!!!!!!!!!!!!!…………..
    La mansion es un Lazareto!!!!!!!!!!!…..
    Me vas a matar!!!!!!!!!!!!!………………Dios!!!!!!!!!!!!!!!

    • *enviando caja de kleenex mentolados* Esteeee… ¿qué es un lazareto? ^^; Y sí que tengo corazón, ya lo verás, bien escondido pero lo tengo *guiño*

      ¡¡¡Besotesssss!!!

  30. OMFG!!!! Vane, casi muero…. Mientras marcaba el texto para bajarlo vi el final…..
    Voy a tratar de ignorar lo que vi y asi poder leerme el capi tranquilamente como deberia haber sido desde el comienzo…. (aunque no se si lo logre, voy a poner todo mi empeño en ello)….

    Y es mas que obvio que voy a estar muy muy pendiente de las actualizaciones….. Necesito… NECESITO SABER COMO SIGUE……..

    • Sabrás como sigue, no problema, la escena sigue justo desde el punto en que la dejamos en este capi, sólo que a través de los ojos de Butch, que, por cierto, es el único de los Hermanos que me queda consciente en ese centro médico, ainsssss. ^^;

      • Hay Vane… No sabes como la estoy sufriendo… Entro a diario a ver si es que ya colgaste aunque sea una primera parte del capi siguiente… Es que Me dejo muy mal todo este asunto, pero sobre todo Qhuinn, Blay y V… *suspiro profundo*
        Voy a estar súper alerta y a la espera de la actualización.

        Besotes y sigue adelante que todo lo que escribis esta genial…. Y no dudes de que todas agradecemos en grande todos los detalles que nos das para que podamos visualisar mejor las escenas.

      • Acabo de colgar unos cuantos adelantos escritos en bruto para daros pistas de cómo sigue la escena en el centro médico, que se reanuda justo a partir del punto en que la dejamos *guiño* Y gracias por lo de los detalles, a mí me resulta más o menos fácil visualizar las escenas de combate porque las juego con mi maridín en nuestra cuadrícula de combate para juegos de rol, con nuestros esquemas y tal. Pero, claro, escribirlas es otra cosa, por eso los mapas cutres ^^;

        ¡¡¡Besotessss!!!

  31. Te la comisteee absolutamente con este capitulooooo es uno de tus mejores , estoy muriendo enserio teamoo gracias estare esperando todos los dias por tus actualizaciones gracias por compartir tu talento con nosotros sigue asi vane mil besos ..

    • Auch, me alegro de que consideres bueno un capi que, básicamente, es tiro tras tiro y venga estrategia ^^; ¡¡¡Sudé como los pulpos para escribirlo, te lo aseguro!! Déjame unas semanas para ir escribiendo el siguiente, ¿vale?

      ¡¡¡Besotessssssss!!!!!

  32. oh por dios, ese si que es un final de capitulo digno xd no tengo mas palabras, eres grande Vane !

  33. Buenísimo el capi Vane!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!! Cómo siempre espectacular, me ha encantado. Claro que Qhinn no muere, además en los adelantos hablas de él, no? Nos hará sufrir más el pelirrojo, ja, ja. Tú no pares de escribir, que me muero por el próximo capi. Un besito y felicidadessssssssssssssss eres una escritora fabulosa.

    • ¿Qhuinn vivo en los adelantos? *silbando* No sé a qué te refieres, nonono… *meneando la cabeza* 😛 El pelirrojo va a estar muuuuuchos días en posición horizontal, eso sí te lo aseguro^^

      ¡¡¡Muchas gracias y un besoteeee!!!

  34. NOOOOOOOOOOOOO!!!!! Esas EXACTAMENTE fueron mis palabras cuando acabe de leer este capi 7, lo malo es que estaba en mi salon de clases… con mis compañeros…. casi arrancandome los pelos y luciendo como una desquicida con los ojos como pelotas….xD. Seguro ke si antes pensaban que yo era una rarita, freak, medio safada…. estoy segura que ahora se los acabo de confirmar….xD Casi queria romper mi lap cuando vi que Qhuinn se habia MUERTO. Si no es por el monton de miraditas que me hicieron darme cuenta de donde estaba y ke parecia loka lo hubiera hecho…

    Mujer estuvo cardiaco. La verdad valio cada segundo que estuvimos esperando por este capi…

    “Tendréis continuación del capi pero ya os digo que quien está peor de los dos NO es Qhuinn. Es Blay. Ya se verá… ”

    No me habia puesto a pensar muxo en Blay al principio, pero analizando la situación ahora con más calma, realmente tengo mucha curiosidad por saber como demonios vas a salvar a nuestros chicos porque, vamos, Blay esta practicamente hirviendo y a estas alturas (contando los pocos conocimientos que tengo) su cerebro y sistema nervioso estan bastante comprometidos; y Qhuinn, al que, a menos que pienses amputarle el brazo, no tengo ni puta idea como vas a salvar una quemadura en el brazo de esa magnitud o una MOMIFICACION…

    Por otro lado, la parte de Butch llorando por V realmente me toco, y más aún cuando tuvo que decidir entre quedarse al lado de V para salvar a sus hermanos…

    Ya veremos en el siguiente capi y, quiza, como siempre, termines sorprendiendome….

    Mil gracias por siempre esforzarte tanto para darnos estos pequeños regalos al monton de traumadas chifladas que sigue tu blog… ^_^ Estare esperando por la continuación… Ciao!!

    • ;P Bueno, pues bienvenida al CLub de las Consideradas Frikis por sus Compañeros de Clase/Trabajo. Los míos ya han renunciado a meterme por el buen camino ^^;

      Mira, Blaylock va a saber de primera mano lo que es una hemodiálisis completa que, por otra parte, gracias a dios que estos vampiros no tienen incompatibilidades de grupos sanguíneos para las transfusiones. Eso sí, lo que le hizo Lash le va a causar daños internos que van a ser muy difíciles de regenerar… suerte que la mansión cuenta con un as curativo en la manga en la que, de momento, ninguna habéis caído *guiño* Lo mismo va por el brazo del pobre Qhuinn.

      Lo de Butch pobre también me tocó a mí :C Me gustan demasiado estos dos juntos ^^;

      ¡¡¡Muchas gracias y un besoteeeee!!!!

  35. lilo lopez Says:

    ai…ai….ai!!! tengo el cuerpo dolorido….acabo de leer la segunda parte de un tiron y no me he dado cuenta hasta ahora de la tesion en que tenia mi cuerpo serrano …dios !!! me duele el brazo derecho no se como no he roto el raton, y el brazo izquierdo , creo que he torcido el reposabrazos..
    pero vamos a ver ..que pretendes con decir que el que esta peor
    es blay….que nos relajemos , que digamos ah,ah que bien,….mala!!!,que a blay tmbien lo queremos!!!!

    • Por si te sirve de consuelo, yo acabé igual escribiéndolo: quietecita en mi mesa, sólo se me movían los dedos y luego todas las articulaciones crujiendo ¬¬

      ¡¡No, no pretendo que os relajéis con lo de Blay, simplemente, es como es!!! El pobre está bien jodido y su recuperación va a ser muuuucho más larga.

      ¡¡Muchas gracias y un besoteeee!!!

  36. Ayer sábado, mejor dicho: hoy domingo a las 3:38 AM me terminé de leer este capítulo.
    Me dejastes tan agustiada con la 1ª parte que no era quien de conciliar el sueño… y a saber con lo que soñaría.
    Estaba en cama y me fui a por el portatil, lo enciendo y me pongo a leer…no sé si fué por la tensión en la que estaba, por el agotamiento o por el puto cambio climático pero cuando llegué al momento en que Dela Cruz entra en acción, se encuentra con la cara de Xhex y tiene esa profunda y trascendental reflexión: “Yo amigo, tú no matar. Vade Retro Satanas”
    Me empecé a reir a carcajada limpia. Claro, mi marido se despierta de repente y me mira con una cara…sus sospechas se confirmaron: estoy como una cabra escocesa.
    Lo mejor es que me preguntaba por que me reía y no era capaz de hablar entre la risa y las lágrimas
    ¡¡¡¡¡¡¡¡ESTABA HISTÉRICA PERDIDA!!!!!
    Me lleva puteando toda la mañana.

    Te lo pido por favor: no tardes mucho en colgar el epílogo, y arreglate como puedas, como si tienes que cargarte a la Virgen y al Omega juntos, pero salva a Quinn y a Blay!!!! no pueden morirse, no ahora.
    Y V…aunque sólo sea por lo cabezón que es no puede dejar al poli sólo, que va a ser de él. Pídele ayuda a Lassiter o al juez Garzón, me es igual, pero nuestro V no puede desaparecer.
    Y los demás Hemanos?????…no concibo esta locura sin alguno de ellos.
    Qué será de las Elegidas sin el Gran Padre?
    Y de Bella y Nalla sin Z?
    Y de Mary y el bebé sin Rhage?
    Y Thorment? despues de tan largo camino de recuperación?

    Esto es un sinvivir…

    • *muerta de la risa dando puñetazos en la mesa con lagrimones en las mejillas* Ay, mujer, cada vez que lo leo me parto la caja, sólo imaginarme a tu pobre marido despertándose y encontrándose a su mujer desquiciada con un PC… Les debemos una cena y un finde romántico a nuestros maridos, pobre gente, qué paciencia han de tener 😛

      ¿El epílogo? ¡Antes del epílogo va el capi 7, que ya he empezado a escribir!

      PD: y , antes que a Lassiter o al juez Garzón, creo que le pediré ayuda a alguien cuyo nombre empieza por “P” *guiño*

      ¡¡¡Besoteeeeeeeeeeeeeeeeeeesssss!!!!!

  37. Pufff! estoy peor…
    Recuerdo q cuando empece a leer tu fic, me dije: Va! Un cap por día…tranquilidad. No cumplí nada de eso. Ahora q termino de leer. Estoy q trepo las paredes como la niña del exorcista.
    No puedes dejarme así…T.T peor…con la frase de: Qhuinn a muerto…
    La batalla a sido intensa, me haz mostrado todos los flancos, la sangre, los vomitos. Amo la persoalidad de Lassiter 😀 Y De la Cruz…es uno de mis personajes favoritos, le haz captado hasta la calva, jajaja.
    Tía! Necesito q me des esperanzas, dime por favor q todo esto no esta pasando. MIENTEME!!!!
    Dile a tu musa, q no me haga sufrir de esta manera. U.U
    Nos vemos en el próximo capítulo. Como siempre me dejas satisfecha, llorosa, y a punto de conseguirme una maquina del tiempo, para adelantarlo y leer lo q viene.

    Besos!

    • Muahahaha, bueno De la Cruz básicamente me lo he inventado porque en los libros, por desgracia, no sale mucho. A ver si, a partir del último, la Ward lo recupera porque creo que es el contrapunto de normalidad humanísima que necesita esta panda de freaks. Y yo a Lassiter lo colgaría por las plumas, qué quieres que te diga¬¬

      ¿Que te dé esperanzas? Vale, está bien. Además del muy buen hacer del equipo médico, las posibilidades de supervivencia de los chicos están en manos de alguien con trenza cuyo nombre comienza por “P”

      ¿Te estoy mintiendo? ;P

      ¡¡¡¡Muchas gracias y un besoteeeee!!!

  38. Hola de nuevo Vane, voy a tomarme la libertad de postear aqui una pregunta sobre los hermanos que espero tu o alguien más pueda responder, espero y no te moleste… estuve releyendo algunos de los “slices of life” de los hermanos y de repente me tope con LA ENTREVISTA QUE NUNCA TUVO LUGAR.

    Aqui dejo un fragmento de la parte donde mi cerebro ya no calibro, cuando ward da algunos motivos de porque hizo a jane fantasma:

    “Supongo que puedo entender sus razones. Sip, hay ciertas cosas que no tienen. Pero Jane ya estaba en los treinta cuando se conocieron. Lo que significa que hubiera sido afortunada de haber tenido otras dos o tres décadas con él antes de que el proceso de envejecimiento realmente le clavara los dientes. Y eso asumiendo que no contrajera cáncer o una enfermedad cardiaca o alguna otra cosa horrible que la matara o la lisiara. Además, ya había perdido a su hermana y a sus padres y jeez… incontables pacientes en emergencias. Después de todas las muertes que presenció, pienso que es algo bueno que pase de eso de aquí en adelante. Y NO TIENE QUE PREOCUPARSEDE QUE V BAILE CON EL REAPER. PUEDE ENTRAR Y SALIR DEL FADE. SIEMPRE ESTARÁN JUNTOS. SIEMPRE.

    Así que vivirá ETERNAMENTE. CON el macho que ama. No es un mal trato.”

    Mi duda: Como que V puede entrar y salir del Fade??!!!! Es inmortal o ke demonios???!!! O_O?!

    PD: he copiado el texto de la traducción de “La Encomienda del Cenit”. no he visto el texto en inglés (principalmete por que no tengo ni p***a idea del idioma) para corroborar si la traducción puede ser interpretada de otra forma (que lo dudo ¬_¬)… Si mi fuente ha sido corro,pida y realmente no decia eso agradecería ke alguien me lo hiciera saber, si no es así, ke alguien me explique como funciona eso!!!

    • lumross, creo que lo que quiere decir Ward, es que si V muere, no es que él se vaya a ir al Fade y Jane se vaya a quedar eternamente vagando por la Tierra, sino que ELLA es la que puede entrar y salir del Fade y reunirse allí con V cuando éste muera.

      Creo que se refiere a eso… pero mejor espera confirmación.

      Un saludo!

    • A ver, deduzco que es JANE quien puede entrar y salir del Fade, no Vishous. No he visto el original del inglés, pero tiene toda la pinta de ser esas frases que se traducen al castellano omitiendo el sujeto, para que no quede tan repetitivo lo de “ella, ella, ella”. Pero el texto se refiere a Jane, no a V, habla todo elrato de ella, así que eso es lo que deduzco. Siendo un fantasma, tiene toda la lógica que pueda ir y venir de un lado a otro. Eso querría decir que puede estar en este lado mientras V vive y que, cuando éste muera, ella se irá al Fade a vivir con él allí.

      Pero vaya, consultaré el texto en inglés para acabártelo de asegurar, ¿vale?

      • Mil gracias!!! creo ke desde ese punto de vista tiene más sentido… no habia pensado en eso la verdad… Thanks!!

  39. Vane ya lo tengo!! tienes regalito Cap. 7 de navidad para nosotros?? de verdad que sería un regalo tremendo !!! Te adoro chica, eres genial !
    *besos*

    • Bueno, ojalá pueda ser como dices y tengáis al menos el capi 7 para Navidad. No sé si podrá ser, porque en cuanto la niña coja vacaciones allá por mediados de diciembre mi tiempo para escribir desaparece hasta el 9 de enero :C Vamos a ver al ritmo que voy. Piensa, eso sí, que el capi 8 está íntegramente escrito, así que sólo tengo que pelearme con el 7.

      ¡¡¡Muchas gracias y un besoooote!!!!

  40. di-ardaoin Says:

    QUÉ DECÍAS??? QUE ESPERAS QUE NO TE MATEMOS POR ESTE FINAL!!!! La madre que te parió! Cómo nos dejas así?!!! Dime que no vas a tardar mucho en colgar el siguiente capítulo. Y cuando digo “no mucho”, quiero decir que ¿esta semana sería posible??? Si no es así, no creo que pueda seguir trabajando, ni atendiendo el resto de mis tareas cotidianas… me paso el tiempo pensando en lo que acabo de leer, en que podría releer algun fragmento, en que igual ya hay algo nuevo, en… joder, tía! de donde sacas todas estas ideas?
    Que sepas que te he descubierto hace poco (como 1 mes o así) que me he leído toooodoooo lo que hay por aquí, que has conseguido que al releer partes de los libros de la Ward me parezcan “chicha floja” comparados con tus historias y que, por fin, ya no estoy esperando el siguiente libro de la americana… tu has calmado todas mis ansias… mírame, estoy haciéndote una reverencia y casi he pegado la nariz al suelo.
    Me rindo a sus pies.

    • *en su pozo con revestimiento de titanio reforzado y tapada con una manta para que no le alcancen las pedradas* Ayyyyyyyyyyyyyyyy, lo sientoooooooooooooooooooooo, tenía que daros motivos para esperar el siguiente capi que, er, no esta semana es imposible que esté escrito *se hace pequeñita como un guisante cuando se oyen más pedradas* Dame unas semanas, ¿vale? Al menos puedo prometer que la escena continua exactamente desde el mismo punto que la dejamos aquí.

      Por cierto, hola, ¿qué tal? Y bienvenida por aquí, es un gusto conocerte ;P De reverencias nada que no las merezco y además dan dolor de espalda.

      ¡¡¡¡Muchas gracias y un besoteeeeeeeeeeeee!!!!

  41. Qhuinn ha muerto..Que Qué?!Me matas…te lo juro que me has matado..no me lo mates..no porfavorr!!!No me dejes asiii!!!!!!!Tu no sabes la alegría que me he dado al ver que pofin me metía en tu blog y tenia el capi 6!!Y ahora..que hago yo con esto??Como nos haces sufrir Vane!
    Ahora ya me pongo con lo de agradecerte una vez mas que nos deleites con tu escritura..Chica me encantas, y lo de que tengas que explicar como va a ser todo y te pienses que nos vamos a aburrir hasta la muerte leyendolo, pues no, ahí se nota que te lo curras muchísimo intentando que visualicemos todo lo que escribes y que no solo sean puñetazos, rajar con dagas y blabla..Nos encanta lo que haces!!
    Vuelvo a lo mismo..*me arrodillo y grito desesperada* Por que!?Por que este final?!!No nos hagas esperar mucho tiempo al siguiente cap porfavoooorr!!
    *me levanto como si no hubiera parecido una loca de atar, disimulando este momento de OMG*Un besooo!!jaja

    • Ainsssssss, si lo llego a saber no sé si hubiera cortado el capi ahí… *cara inocente* ¿Cuela? ;P Seguiremos con la escena desde el mismo punto en que la dejamos, ¿vale? Sólo que a través de los ojos de Butch que es de los pocos que me queda consciente ^^; Ya lo estoy escribiendo.

      Sí que hago lo posible por conseguir que visualicéis todo, y me gustan las escenas de combate que no sean “le da un puñetazo, clava la daga y muerto”, sino más trabajadas para que sean creíbles ¡¡Pero tiene que haber alguna manera de hacerlo más concisa!!! ¬¬ Tengo que trabajarlo más.

      ¡¡¡Muchas gracias y un besoteeee!!!

  42. odiosmio, odiosmio, odiosmio, podria seguir asi indefinidamente por varios motivos, por que eres grandiosa, por que escribes de maravilla, por seguir con la historia, pero aunque todo lo anterior es verdad (felicitaciones por cierto) mayormente lo que quiero decirte es

    COMO AS PODIDO MATAR AL QHIN.(con grito y desmayo incluido).

    ya no digo dejar a los demás al borde y a mi V casi cayendo, por que todo se soporta (con terapia) pero matar al pobre es dejar los ánimos muy caldeados ( y el cuerpo tembloroso) así que cariño para esta pobre seguidora incondicional tuya solo le queda saber para cuando la alegría de la resurrección?.

    felicitaciones por esta maravillosa historia cono todas las tuyas la verdad.
    +

    • ¡¡¡Nunca pensé en dejar la historia, por dios!!! ^^; Lo que pasa es que la vida se había confabulado en mi contra estos últimos meses y no había manera de sentar el culo delante del ordenador ¬¬

      Y en cuanto a Qhuinn… ¡¡¡espera que la escena aún no ha acabado!!! Ahora os pongo un pequeño adelanto porque ya veo que estáis a punto de echarme por la borda a los tiburones por haceros sufrir ^^;

      ¡¡Muchas gracias y un besoteeeeeee!!!!

  43. Patricia Says:

    Preciosa……..Lazareto: es el lugar donde se sometia a los viajeros a una cuarentena cuando sospechaban que traian una enfermedad contagiosa o se los veia moribundos…….
    Espero que te sirva la definicion…………..
    Besos

  44. Te acuerdas en AR cuando Butch se acerca a la cabezita de V para que le saltaran algunas neuronas ?????? Pues ahora mismo YO quiero lo mismo contigo….. asi dejo de pensar como va a continuar, porque mujer! me encantaria tener tu forma de pensar y fraguar las ideas como las tuyas. Creo que en la vida se me habria ocurrido juntar todas las piezas de este puzzle (lease hermandad, bandas, Lash, omega, virgen…) y componer una historia de lucha y caida de esta forma, comprendiendo que, no solos los malos y malisimos tienen que caer, sino que los buenos, buenisimos tienen que tener sus bajas, su dolor, la incapacidad de hacer lo que quieren cuando se meten en situaciones que creian tener controladas pero que en un momento se pueden torcer, en confiar en tus compañeros para que puedan seguir sin ti y concluir la tarea ( como cuando Xehx deja John o Bucth a V…), y aunque, para mi ha sido un capitulo muy triste pero necesario, a la vez me he recreado con toda la lucha porque estaba TAAAAAAAN bien coordinada y me gusta tanto las tacticas de guerrila y evasion que, aparte de quitarme el sombrero, me inclino levemente y te digo ¡ADELANTE!, ya sea para Navidad o Año Nuevo, estare esperando para seguir leyendo y disfrutando.

    • Mira, hablando en plata, si fuera por mí morirían varios Hermanos. En serio. No porque me guste todo el dramón que comportaría sino porque nadie se puede creer que 5 tíos -CINCO- salgan todas las noches a las calles a recibir balas y cuchilladas y: A) no muera nadie desde Darius, B) los lessers aún no hayan encontrado dónde está la mansión, C) los lessers sean tan estúpidos como para no saber trazar estrategias decentes y se limiten a aparecer como champiñones tras las esquinas, D) los Hermanos sólo sufran algún tiro regenerable y nunca daños masivos. E) Sean un montón de divos incapaces de trazar una buena estrategia conjunta y repartir los papeles en el equipo.

      Pero si mato del todo a alguien, aunque esto sea sólo un fic, me maldeciréis hasta el fin de mis días y no quiero tener ese peso en mi conciencia ;P Así que ahora os pongo un adelanto muy pequeñín de cómo puede continuar la escena.

      ¡¡Espero poder teneros el siguiente capi en algún momento de las fiestas!!

      ¡¡Muchas gracias y un besoteeeee!!!

  45. A ver, como parece que me voy a ganar el infierno por el final de este capi, aquí os dejo algunos adelantos de cómo sigue la escena en el centro médico. Todos están escritos desde el punto de vista de Butch y que están escritos en bruto, sin revisar:

    ADELANTO 1:

    “Butch casi saltó del asiento cuando una nueva parada cardiorespiratoria agravó el cuadro de desesperación del centro médico. Havers aplicaba las palas al amasijo que era Blaylock.

    Santa María, madre de Dios…

    Manaba sangre por un profundo corte en su muñeca izquierda, directamente a una rejilla del suelo. Sangre oscura, que olía a muerte caliente. Layla era una figura cada vez más pálida, conectada como donante de urgencia al otro brazo de Blay. La cara y el cuello del chico estaban derretidas y llevaba un… ¿tubito de un bolígrafo? clavado entre los cartílagos de la base de la garganta.

    Piiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiip.

    Oh, joder, oh, joder no…

    -¡CARGA 350! ¡FUERA! (…)

    Piiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiip… Pip.

    Volvió a abrir los párpados. El monitor que mostraba el latido de Blaylock pulsó un poco, todavía más débilmente que el de Qhuinn. (…)

    -Su cerebro y sus órganos están dañados.- Havers murmuró lo que Butch se imaginaba-. Aún si soporta el cambio total de sangre, quedará en coma.

    ¡Piiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiip!

    -¡Vuelve a fallar!- la enfermera volvió a precipitarse sobre el gel frío para el desfibrilador- ¡Sus órganos no funcionan!”

    ADELANTO 2:

    “No pudo soportarlo más. Butch desvió la mirada de los dos chicos agonizantes hacia su macho desplomado mientras Havers intentaba volver a reanimar a Blaylock. (…)

    Algo llamó su atención. Una luz nacarada muy familiar, tanto como su jodida respiración.

    Levantó la mirada. La mano tatuada de Vishous, apoyada sobre su abdomen, sin guante, se recubrió de un suave resplandor. Brotó de su palma y se extendió por los largos dedos elegantes, por el dorso y trepó hasta la muñeca. Amortiguado, pero real.

    Butch soltó un jadeo entre lágrimas. V estaba de vuelta. Aquel brillo único que era sólo de él lo anunciaba mejor que cualquier monitor con sus constantes.

    Un momento.

    Único no. Había otra persona en la mansión capaz de iluminarse de pies a cabeza como una estrella caída y, a diferencia de Vishous, su luz no mataba. Curaba.

    C-U-R-A-B-A.

    -¡PAYNE!

    Saltó del taburete olvidando su pierna herida y acabó de bruces en el suelo.”

    ADELANTO 3:

    “-Aparta.- ordenó Payne.

    Típico de ella. Nada de “Oh, dulce Virgen” ni de mano sobre el pecho. Payne tenía la misma velocidad de procesamiento mental que su gemelo. Veía el problema, detectaba la solución y lo demás sobraba. Butch se apartó un paso de su silla de ruedas, apoyándose contra la pared para no escurrirse al suelo.

    Entre ambas camillas, Payne extendió los brazos, colocando las manos sobre las cabezas de Qhuinn y de Blay y agachando la suya en un gesto de concentración.

    Luego se iluminó como una antorcha viviente, prendiéndose en un cegador brillo nacarado que bajó por sus brazos hasta sus manos y de allí bañó a ambos chicos en una envoltura de luz pura.(…)

    Justo entonces, Vishous se sacudió en su camilla.

    Butch se arrastró hacia él, dejándose caer en el taburete a su lado.

    -¿Nallum?- llevó las manos a su cara, apartándole el pelo de su frente.

    Los ojos de V estaban completamente abiertos, brillantes en fuego blanco, y miraba de reojo hacia donde Payne sostenía la vida de los dos chicos con sus manos.

    ¿Pero qué…?

    Conexión. Ahí había alguna conexión sobrenatural entre los gemelos que Butch no alcanzaba a entender pero que había arrancado a V del limbo de la inconsciencia. Bendita fuera una única vez la Virgen Escribana por haber parido también a Payne. (…)

    Payne alzó la cabeza para mirar a Manny y Butch tragó saliva. Su perfil afilado y duro era idéntico al de Vishous, igual que el brillo sobrenatural de sus ojos.

    -Lo haré.- su voz había cambiado, tenía un eco extraño, como si hablara dentro de una cueva-. Pero tú no me interrumpirás. Esta es mi batalla. Sálvales y deja que haga mi parte.

    Los ojos de Manny adquirieron aquel color sombrío bajo sus cejas fruncidas que Butch reconoció como su propia expresión cuando Vishous se empeñaba en hacer las cosas a su jodida manera. Por eso, supo exactamente qué diría el doctor.

    -Confío en ti.”

  46. ultrawoman8 Says:

    LA MADRE QUE TE PARIÓ, si hasta vas a hacer que payne me caiga bien y todo, yo ya sabía que los niños iban a ponerse buenos al final aunque no sé como coño vas a conseguirlo del todo, ¿hasta que punto se puede estirar la regeneración milagrosa? ¿ni una sola marca les va a quedar? definitivamente voy a tener que cambiar de extremidades porque ya llegué a los hombros, CREO QUE ESTO DE LOS ADELANTOS ES UNA TORTURA…… arggggg

    Gracias guapa. besotes.

    • ^^; Vamos a ver, los chicos van a depender al 70% de las habilidades de Manello y de Havers, la función de Payne es sostener sus constantes vitales para que los doctores puedan operarles, y también ayudarles con la regeneración posterior (la quemadura por ácido de Blay y la quemadura/momificación de Qhuinn). Según los libros, Payne tiene el poder de regenerar las células del cuerpo, que es justamente lo que necesitarán los dos chicos. Lo cual no implica que sea un proceso rápido o indoloro. Van a sufrir y mucho. En cuanto a las marcas, si por mí fuera de las dejaba, porque es más realista, pero según los libros sólo la sal deja marcas en los vampiros :S

      Por cierto, ¿qué tal True? *ojitos* 😉

      • ultrawoman8 Says:

        Y se me olvidó preguntar por lo obvio, está claro que para curar a los niños han tenido que despelotarlos, cuando vean sus marcas en la espalda… ¿que pasará?

        True…. tra la lara….. fiu fiu fiu… estoy en ello lo prometo, espero darle un buen meneo durante el puente (¿ya has revisado todo lo que te mandé?), yo lo flipo con Vhis, cómo puede ir tan rápido???, aunque igual debía plantearse una beta, por lo de las palabras repetidas y eso, no he leído el capi cinco pero si el cuatro y me parece que está de puta madre, he leído lo de la chica que quiere traducir amantes liberados, ME ALEGRO UN MONTÓN ESPERO QUE SE ANIME, ¿oye al final Vhis va a traducir los dos bonus ?

        En lo de dejar cicatrices o no estoy de acuerdo contigo, si por mí fuera algo les quedaría, nada grave (no vamos a dejar desfigurado a mi pobre Blay), pero si somos fieles al espíritu de la warden deben quedar inmaculados…. ahhh… ¿qué le vamos a hacer? Guerreros sin cicatrices ¿Donde se ha visto eso?

        Prometo ponerme las pilas con traducción y estoy “casi segura” que para navidades lo acabo que tengo vacaciones, cuando acabes de leer lo que ya tienes coméntame que tal te ha parecido ¿vale?

        Besotes grandes.

  47. Patricia Says:

    Vane he leido tu comentario sobre matar algunos de los Hermanos…..y si!!!.. yo tambien en algun momento lo pense. Al igual que las chicas….pero preferimos disfrutarlos.
    Para arruinar buenos personajes esta la verdadera…..No te parece?
    Dejanos seguir disfrutando de estos SUPER-VAMPIROS….que tanto nos gustan, apasionan, y nos babeamos a lo loco…..
    jajajajajajajajaj

    • Sip, vamos a dejar de lado ese tinte de realismo y permitiremos que los Hermanos vivan *gruñido*…. ¿me puedo cargar a algún doggen, al menos? ;D ¡¡¡Es bromaaaaaaaa!!!!

  48. Patricia Says:

    Ultrawomwn8 tranquila….que te esperamos con la traduccion de True…..Lo tengo apartado en Ingles pero espero el tuyo. Animos!!!!!!!…………Si hubiese tenido tu mail no lo hacia por este medio……Besos

  49. asdfaduaf… que no puedo hablar, ni siquiera pensar….
    Y así nos dejas Qhuin ha muerto…
    Menos mal que confiamos en tí, seguro que lo salvas, oh diosa.
    Ja, que vengan a contarnos milongas sobre pelis de acción, donde esté un tiroteo bien descrito, ni comparación.
    Gracias, Vane, todavía tengo la adrenalina por las nubes.
    Me voy a decorar el arbol de navidad, a ver si así puedo relajarme.
    Besitos

    • Muahahaaa, sip, supongo que colgar bolitas y estrellas del árbol tiene que relajar lo suyo, a mí me toca este finde. Y, si has podido leer los avances del capi 7, ya sabes más o menos por dónde va a ir la cosa *guiño*

      Nunca dije que sería un camino de rosas, ¿verdad? ^^

      ¡¡¡Besotessss!!!

  50. wuaaauuu no tengo mas palabras vane te pasaste con este capi…genial de geniales amiga me saco el sombrero esta lo maximo a esperar el finnn

    • Muchas gracias, guapa, este capi fue una AGONÍA, en mayúculas y letras parpadeantes, pero me alegro de que te haya gustado!!!!

      Lo siguiente ya será después de fiestas, porque ahora mismo voy de culo así que, si no hablamos antes, ¡¡¡Feliz Navidad y Próspero Año Nuevo!!!!

  51. SumeriRaion Says:

    Hola!!!

    Enhorabuena!! Me encanta el fics!! Adoro estos dos personajes y estoy esperando con ganas a que la ward saque su libro!! Gracias por este adelanto!! También he leído tu fic de V y Butch y me encantó!! Muchas gracias por tus historias!! Y como dicen por aquí arriba, estoy totalmente de acuerdo en que escribes muy bien y que eres muy buena!! Ya me he descargado el fic de V y Butch en formato libro!! Es precioso!! Ánimos y sigue así!! Espero que no tardes mucho en sacar el nuevo capi… me muero por leero!! Y como dicen por ahí: Cómo has podido hacerle eso a mis niños!! Buaahh!! Eres mala!! XD Espero que lo arregles ¬¬ Jajajajaja

    • ¡¡Hola guapa!!! Perdona por el retraso en responderte, las vacaciones de Navidad (de los niños, no las mías, que no tengo ¬¬) hacen estragos en mi tiempo libre. Me alegro de que te esté gustando la historia y bueeeeeeeno, soy mala pero no tanto. SI quieres tener una pista de cómo evolucionan los niños, he ido colgando avances ;P

      ¡¡Muchas gracias y un besoteeee!!!

  52. Elizabeth Says:

    Hola
    Es la primera vez que dejo un comentario pero la verdad creo que lo amerita, me encanta la forma en que escribes y en cuanto veo que subes un capítulo lo leo sin importar en donde estoy, (es lo bueno de tener trabajo frente al PC las 24 horas, jejejeje).
    Tengo sentimientos encontrados, por un lado, me encanta que este llegando al final la historia de Blay y Qhuinn y que tengan su final feliz, pero al mismo tiempo no quisiera que terminara nunca, estoy súper enganchada con tus historias, y espero que continúes con otros personajes, a mi me encantaría saber mas sobre Lassiter, si, ya se que a ti no te gusta, pero a mi se me antoja para que sea un tanto como V, inteligente, explosivo, con mal carácter pero sexy, muy muy sexy, y su mejor castigo por ser malo con los chicos de la hermandad…….. “que se enamorara de una hembra vampiro”, lastima que V no tenga otra hermana, seria perfecto ver a esos dos de cuñados, jajajajajaja solo imagina la que se armaría.
    Te deseo felices fiestas de fin de año y esperemos que el 2012 te traiga muchas bendiciones para ti y tu familia (y mucho tiempo e inspiración para que escribas y lo compartas con todos nosotros). Un abrazo desde Sonora, México.

    • ¡¡Hola!!! Perdona por el retraso, ando poniéndome al día con vuestros comentarios ahora que trabajo y tengo a la niña colocada (vacaciones escolares, brrrrrrrrrr).

      Yup, es lo que pasa con las historias súper largas, parece que no vayan a terminar y de repente, paf, sólo quedan dos capis^^; Pero creo que el final te gustará, al menos.

      Una vez que acabe de escribir AL, me tomaré un tiempo acabando cosas (la edición de la traducción de True y un par de cosas que les prometí a las lectoras inglesas), luego me pondré con el segundo bonus chapter que me quedó pendiente de AR y se acabaron los fics. No tengo interés en ningún otro personaje de la Hermandad (no para liarme a escribir un fic) y hay más cosas que me gustaría hacer, para lo cual necesitaré tiempo.

      ¡¡¡Muchas gracias y un besoteeeeeeeeee!!!

  53. Melanie Says:

    No por favor malvada mujer cruel mujer no mates a Quuin T.T si lo haces te odiare toda mi vida T.T casi e llorado con este capitulo no puedes dejarlos morirse T.T
    Ahora despues de mi ataque… Un capitulo exelente pero por fis no mates a las parejas no las separes a ninguno.

    • Muahahaa, a ver, ¿has leído los avances que he ido poniendo del capi 7? Lo digo porque creo que podrían aportarte paz mental ;D

      ¡¡¡Gracias y un besote!!

  54. Hola. ¿Cómo estás?
    Wow, no sé por dónde empezar.
    Ya era hora de que actualizaras. Nos tenias comiendo las uñas.
    Pero te entiendo perfectamente, yo también escribo un par de fics y hay veces que el tiempo falta y no hay oportunidad de escribir con todo lo que hay que hacer personalmente. Pero aún así, gracias por actualizar. Ya extrañaba leerte.
    Esta es la segunda historia que leo de la hermandad. Nunca antes se me había antojado leer un fic sobre los hermanos, pero un día me decidí por leer AR y me encantó.
    Debo ser sincera contigo. No me gusta tanto la idea de las luchas y los lassers, me caen mal incluso los originales, jaja. Será porque en los últimos libros y otros anteriores la historia de los lasser fue un asco total.
    Aunque debo admitir que en un principio casi me aburrió la planeación y demás, pero llegó un punto de tu historia que me gustó, incluso me sentí emocionada y ansiosa por saber que pasaría después. Jugaste un buen papel en esto de la batalla. Te reconozco enormemente que hiciste un buen trabajo en la planeación para escribir cada una de las escenas. Nunca creí que me volverían a llamar la atención los malditos pálidos, pero lograste hacerlo.
    Ese maldito desgraciado de Lash. Hay como lo odio. Con ganas de traerlo a la vida (real y no ficticia) y patearlo. Aunque como me hizo reír cuando vio a Xhex cuando están peleando. “Su zorra particular, el mejor coño que había catado nunca…” ese tipo es una porquería, pero me hiciste reír. Es un maldito arrogante gracioso. Tiene sus momentos en los que me cae “bien” cuando es divertido, después lo odio al igual que los demás.
    Y cambiando a lo mejor de la historia. Qhuinn y Blay, amo a estos personajes. Son los únicos junto con John que hicieron llevadero leer el libro de Phury. Me enamoré de ellos desde la primera vez que lei sobre ellos como pretrans. Ya quiero que salga su libro. Será fantástico, eso espero.
    Y en cuanto tú historia. Me encantó el capítulo. Como me reí cuando encontraron la cubeta de jabón para limpiar la fragua. Ese Vishous.
    “si el chico era la mitad de niña vergonzosa de lo que parecía, en cuanto se diera cuenta de que les había pillado ya tendría bastante castigo. Pero Qhuinn era otra historia. Pensaba tenerlo afilando dagas de aquí a la eternidad, por todos los demonios.” – me pareció genial, no paré de reír en un buen rato.
    De hecho esa parte cuando recién se levantan, es genial. Cuando Qhuinn dice que debe tener cámara por todos lados hasta Blay imaginando torturas. Me reí mucho.
    Veamos, que más….
    (CONTINUO EN OTRO MENSAJE, ES DEMASIADO LARGO) :S

    • (CONTINUACION DEL MENSAJE)
      Estoy tan cansada que ya no sé ni que escribir. Sé que tenía unas cuantas cosas que mencionar, pero mi cerebro se niega a recordarlo, jaja.
      Ese Lassiter, es un bárbaro. Me encanta. Espero que Ward hable más de él y que la historia, la suya, la ponga entre los de la Hermandad, los otros libros de los ángeles la verdad que no son nada buenas. Una muy mala versión pirata de los hermanos, es decir, hablan igual, se visten igual, son igual de cachondos, con la diferencia que son ángeles y no vampiros. En fin, a lo que iba, jaja. Regresando al tema principal.
      Qhuinn y Blay. Casi me muero con pusiste que Qhuinn había muerto. Pobre chico, si no es una cosa, es otra. Terrible. Y más terrible para Blay, se las verá negras. Creo que será lo más podrá aguantar el pelirrojo y reventará como una delicada bomba de jabón y se hará trizas.
      Me gusta la relación que manejas con John y Xhex. Sé que es una pareja distinta, es decir, Xhex nunca será la hembra como las demás, es dura, fuerte y siempre va en solitario, incluso aunque tenga John, eso lo vemos aquí y en la historia original. Pero casi no tuvimos la oportunidad de ver a un John cariñoso, es decir, sí, pero no como lo es él. Por más rudo que sea, siempre hubo algo cálido dentro de él, y tú lo demuestras con sus palabras y sus actos, los pensamiento de él por su shellan. Hay cierta ternura y cariño que hacen que me derretir. Al igual que Xhex.
      Y pobre Mary, es triste lo que le pasa. Espero mejoren las cosas con ella y la niña. Lo que pasa es que siempre imaginó un escenario y eso está nublando su verdadera visión. En cambio Rhage nunca imaginó tener hijos y toma el paquete como viene. Allí está la diferencia. Cuando esperas algo de alguna cosa, persona o situación, te decepcionará cuando veas que no es así en realidad.
      Cada vez que leo sobre Eckle, imagino que es lo que puede tenernos planeado Ward sobre este macho nefasto. Al parecer está vivo en alguna parte. Por algo lo dejó guardado.
      Y también sobre De la Cruz, al parecer también tomará un mejo papel en los demás libros, espero que Ward no nos salga con que también es hijo de vampiro, porque entonces sí la demando, jaja. No, pero es en serio. Si lo pone que tiene relación con Butch, más cercana como tipo hermano perdido, sería el colmo más grande del universo.
      Y me gusta lo que has hecho con él en tu historia. Se involucra en su mundo, pero no de la forma en que metió a Manny, como un hermano.
      Butch. Me hizo llorar. Pobre, casi podía sentirlo. Oler su tristeza y dolor por lo que estaba pasando con sus hermanos y en especial por V.
      Ya quiero leer más.
      Por cierto, un día tuve una idea magnífica idea de escribir un one-shot de Qhuinn y Blay, a penas estoy detallando la historia, pero ya tengo una parte escrita. De pronto me dieron ganas de escribir sobre ellos. Sólo que donde yo publico mis historias, allí no hay clasificación para la Hermandad, dónde me recomiendas publicarlo cuando lo escriba. O será mejor que cree una cuenta de face y allí lo haga? O podría hacerlo en tu blog?
      Nos leemos pronto.
      Cuídate, ten bonitas vacaciones. Un beso.

  55. Hurrah, that’s what I was seeking for, what a material! existing here at this weblog, thanks admin of this web page.

  56. What’s Taking place i am new to this, I stumbled upon this I have found It
    positively helpful and it has helped me out loads. I hope to contribute & aid
    different users like its helped me. Good job.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: